Estado

Urgen a reabrir planteles educativos

No deben estar cerrados mientras bares permanecen abiertos, señalan Unesco y Unicef

Omar Morales / El Diario de Juárez / Escuela cerrada debido a la pandemia de Covid-19

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

martes, 13 julio 2021 | 14:27

Para la directora ejecutiva del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), Henrietta Fore, y la directora general de la Unesco, Audrey Azoulay, las escuelas no pueden esperar a que el número de enfermos de Covid-19 sea cero, ni deben estar cerradas mientras los bares y restaurantes permanecen abiertos, por lo que instaron a los gobiernos a reabrir las aulas de clase.

“Han pasado 18 meses desde que comenzó la pandemia de Covid-19 y la educación de millones de niños aún no ha vuelto a la normalidad. Hoy en día, las escuelas primarias y secundarias siguen cerradas en 19 países, una situación que afecta a más de 156 millones de estudiantes. Esto no puede continuar. Las escuelas deben ser las últimas en cerrar y las primeras en reabrir”, pidieron. 

En vísperas de la Reunión Mundial sobre Educación de hoy 13 de julio, instaron a los responsables de la toma de decisiones y a los gobiernos a que den prioridad a la reapertura de las escuelas en condiciones de seguridad para evitar una catástrofe generacional.

En un esfuerzo por limitar la transmisión del virus, los gobiernos han cerrado con demasiada frecuencia las escuelas durante períodos muy largos. A menudo, estas decisiones se han tomado como un primer recurso.

“Lo que los niños y los jóvenes han perdido por no poder asistir a la escuela puede que no se recupere nunca. Ya sea la pérdida de aprendizaje, las dificultades psicológicas, la exposición a la violencia y el maltrato, la ausencia de comidas y vacunas en la escuela, o la limitación de las habilidades sociales, todas estas consecuencias afectarán al rendimiento educativo de los niños y a su participación en la sociedad, así como a su salud física y mental”, señalaron Unesco y Unicef.

Destacaron además que los más afectados suelen ser los niños que viven en entornos con pocos recursos y que no tienen acceso a herramientas de aprendizaje a distancia, así como los más pequeños que se encuentran en etapas críticas de su desarrollo.

“Los padres y cuidadores también pagan un alto precio. Mantener a los niños en casa obliga a los padres y madres de todo el mundo a dejar sus puestos de trabajo, sobre todo en los países donde la licencia familiar es muy limitada o no existe. Por ello, la reapertura en persona de las escuelas no puede esperar. No puede esperar a que el número de casos sea cero”, pidieron. 

Destacaron además que “la reapertura de las escuelas no puede esperar a que todos los profesores y alumnos hayan sido vacunados (…) todas las escuelas deben proporcionar educación presencial lo antes posible, sin restricciones de acceso, incluyendo la vacunación obligatoria antes de volver a la escuela”.

hmartinez@redaccion.diario.com.mx