Estado

Van más de 5 mil migrantes atendidos en esta frontera

Durante abril, personas de origen extranjero y nacional continúan arribando en busca de albergue o trabajo

Carlos Sánchez / El Diario de Juárez / La mayoría de los viajeros esperan la oportunidad para llegar a suelo estadounidense

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

lunes, 18 abril 2022 | 08:03

Ciudad Juárez— A través del Programa de Atención a Migrantes, durante el primer trimestre de 2022 el Consejo Estatal de Población (Coespo) benefició en Ciudad Juárez a 5 mil 543 personas migrantes, dentro y fuera de los albergues, en alianza con otras dependencias y organizaciones. 

Durante abril, migrantes de origen extranjero y nacional han continuado arribando a la ciudad en busca de albergue o trabajo, mientras esperan una oportunidad para cruzar a Estados Unidos, como ocurrió con un grupo de 19 haitianos quienes acudieron la semana pasada al Centro de Atención Integral para el Migrante (CAIM) de Coespo, donde fueron canalizados a un espacio de la Red de Albergues.

“En Haití he sufrido gran cosa, porque mataron a mi papá y a mi hermana también; es difícil (vivir) en Haití”, narró Kinsun, de 36 años de edad, quien en 2018 decidió huir de la violencia que estaba viviendo su familia para ir hacia Estados Unidos, aunque el camino no ha sido ni corto ni fácil.

Kinsun salió de Haití hace cuatro años con su esposa, pero permanecieron más de tres en Chile, donde hace un año tuvieron a una hija, con quien continúan su camino hacia el norte, por lo que hace siete meses llegaron a Tapachula. Y después de lograr un permiso humanitario para permanecer un año en México, finalmente lograron acercarse a la frontera con Estados Unidos.

‘Yo elijo acá’

Mientras cargaba la ropa de los tres integrantes en bolsas, el caribeño narró que llegaron a esta frontera para trabajar; y luego, cuando Estados Unidos ofrezca una mejor oportunidad a los migrantes, poder cruzar. 

“Yo elijo acá (Ciudad Juárez) porque acá es más fácil para poder encontrar un trabajo. Otras fronteras son peligrosas y a Tapachula llegamos hace siete meses, pero mucho tiempo no podíamos tener papeles y no pude trabajar nunca, nunca, en siete meses no hice trabajo ni un solo día, no dan trabajo allá. Pero ahora tenemos visa humanitaria y a mí me dijeron que aquí dan trabajo”, dijo el caribeño con un español fluido, aunque su lengua materna es el criollo y su segunda lengua es el francés, idiomas que sólo hablaba la mayoría del grupo. 

En Haití, Kinsun trabajaba como mecánico, por lo que buscará emplearse en esta frontera en el mismo trabajo o en otra cosa mientras recibe el apoyo de un espacio humanitario. 

Dijo que no todos los integrantes del grupo llegaron juntos a Ciudad Juárez, pero que se encontraron aquí y pidieron el apoyo de Coespo para tener un lugar donde vivir. 

En el CAIM

Sólo de enero a marzo de 2022 fueron atendidas 3 mil 503 personas migrantes en el CAIM, a quienes se les ofrecieron servicios de atención psicosocial, asesoría migratoria legal, la manera de contactarse con sus familiares, informó su coordinador, Luis Dirvin García. 

También se les ha ofrecido vinculación a albergues, como ocurrió con Kinsun, su familia y el grupo con el que llegaron a pedir ayuda, además de apoyo alimentario y vinculación con autoridades municipales, federales, otras instancias estatales y organismos de la sociedad civil, así como con agencias internacionales. 

En las mismas instalaciones del CAIM apoyan a los migrantes la oficina de enlace de la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar), el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), HIAS México, el Servicio Jesuita para Refugiados (JRS), el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), el Servicio Nacional de Empleo (SNE) y la Secretaria de Salud del Estado. 

Entre los beneficiados se encuentran originarios de México, Estados Unidos, Honduras, El Salvador, Haití, Cuba, Nicaragua, Chile, otras zonas de América latina e incluso de otros continentes; 35 de ellos dijeron pertenecer a la comunidad LGBTI+.

El principal rango de edad entre las personas que han sido atendidas este año en el CAIM ha sido entre los 18 y 29 años de edad, con 919 personas, seguido de 902 personas entre los 30 y 40 años de edad. 

También han sido atendidos 151 menores entre los 0 y 2 años de edad, 502 niños entre 3 y 5 años, 593 entre los 6 y 11 años, 312 adolescentes entre 12 y 17, 365 entre 41 y 50 años, 115 entre 51 y 64, 16 adultos de más de 65 años y 33 cuyas edades no fueron registradas. 

Durante el primer trimestre del año, 2 mil 628 personas albergadas fueron beneficiarias a través de apoyos sociales otorgados en especie a albergues y espacios de acogida, con apoyo de alimentación y artículos de higiene y limpieza, a través de 26 solicitudes que fueron presentadas por quienes dirigen dichos espacios, informó García. 

Esperan 2 mil 700 albergados

Hasta ayer, se estimaba que en los 25 espacios de acogida con los que cuenta la ciudad permanecían albergados unos 2 mil 700 migrantes, entre nacionales y extranjeros, de los diferentes fenómenos migratorios: expulsados bajo Título 42, retornados con una cita ante la Corte de Inmigración de El Paso, a través del programa “Permanecer en México” de los Protocolos de Protección a Migrantes (MPP, por sus siglas en inglés) o quienes han llegado a la ciudad pero esperar a que el Gobierno de Joe Biden cambie sus políticas migratorias para poder cruzar la frontera. 

De acuerdo con Enrique Valenzuela, coordinador estatal de Coespo, durante abril “sí hay un leve incremento en el número de personas que están arribando a la ciudad, pero todavía no es un incremento significativo, y principalmente estamos recibiendo a gente de Haití y de pronto también de Honduras”. 

Dijo que en el caso de los haitianos, muchos llegan a las oficinas del CAIM en busca de albergue, pero la mayoría lo que busca es trabajo, como en el caso del grupo que fue observado la semana pasada por El Diario. 

“Cuando les preguntamos si van a Estados Unidos nos dicen: ‘no, nosotros venimos aquí a Juárez’. Ahorita no tienen la idea de entrar a Estados Unidos. Quieren trabajar aquí”, destacó Valenzuela.