Estado
Pasaron de 7 mil a casi 9 mil hectáreas afectadas en 2 días

Vientos y sequía reavivan incendios

Combaten brigadistas 11 siniestros en el estado

El Diario de Chihuahua / Voluntarios en una de las conflagraciones en la Sierra

Alejandra Sánchez / El Diario de Chihuahua

sábado, 21 mayo 2022 | 08:27

Chihuahua.– Las sequías y la falta de lluvias revivieron los incendios en el estado al pasar de 7 mil 15 hectáreas afectadas el miércoles pasado a casi 9 mil al último registro, informó Carlos Sías, coordinador de la Mesa de Seguridad Alimentaria de la Sierra Tarahumara.

De acuerdo con la Comisión Nacional Forestal, al día de ayer se registraron 11 incendios forestales en nueve municipios, que han afectado 8 mil 867 hectáreas.

De éstos, seis se encuentran activos, mientras que cinco se combate para sofocarlos. En días anteriores se habían sumado 224 combatientes; sin embargo, debido a la propagación de las llamas hasta ayer ya se habían integrado 283.

Balleza, Bocoyna, Guachochi, Guadalupe y Calvo, Madera, Maguarichi, Morelos, Urique y Guazapares son los municipios afectados.

En lo que respecta al Ejido El Huazarachi (Las Minas), ubicado en Balleza, 21 hectáreas han sido dañadas y en este participan 10 combatientes. 

En el Ejido la Ciénega del Tascate, el Ejido Natahuachi, Meguachi y el Ejido Pichachic, el número de hectáreas afectadas ha sido de 510 y en él participan 66 combatientes. 

“Muchas personas se han sumado, el Banco de Alimentos de Chihuahua nos ha apoyado, el Clúster Minero de Chihuahua, la Fundación Camichalo, y la sociedad en general, la verdad mucha gente se ha unido, personas de las mismas comunidades, en conjunto con Protección Civil, nos han ayudado”, dijo Carlos Sías.

En el Ejido San José de Guacayvo (Cahuirare) sólo ha impactado una hectárea; en los ejidos Santa Rita, Cinco Llagas y Emiliano Zapata son 320 las hectáreas perjudicadas. 

En La Matanza y el Naranjo las afectaciones han sido más con 55 hectáreas, mientras que el Chinatu van sólo dos. 

La zona más dañada por estos siniestros es Madera, con el Largo y Anexos Zona Sur, el Ejido Huizopa y el Ejido Cebadilla de Dolores, mejor conocido como Tres Ojitos, donde son un total de 6 mil 200 hectáreas impactadas; en éstos participan 123 brigadistas. 

Los ejidos Ocoviachi, la Ciénega Prieta, Baragomachi y Alagarobal suman mil 252 hectáreas dañadas en total. 

El sábado pasado, cuatro avionetas de la comunidad menonita despegaron del Aeropuerto Internacional de Creel con rumbo al poblado de San Juanito para sumarse al combate de los incendios, que han afectado miles de hectáreas en diversos municipios de la Sierra. 

Cuatro pilotos, además de bomberos pertenecientes a esta sociedad, salieron desde muy temprana hora con la finalidad de apoyar. 

Pese a que se tenía previsto que las labores con avionetas duraran al menos dos semanas, sólo se utilizaron ese día, ya que las llamas del poblado de San Juanito se pudieron controlar de forma oportuna e inmediata. 

Para ello, se utilizó un total de 30 mil litros de agua, que cayeron desde las aeronaves. 

Sector minero incrementa su apoyo

El sector minero continúa apoyando las labores de los brigadistas y voluntarios por sofocar los incendios que azotan la Sierra de Chihuahua; ayer, el Clúster Minero de Chihuahua (Clumin) entregó otras toneladas de víveres.

A la fecha, ha enviado 8.5 toneladas de diversos apoyos como despensas, herramientas y equipo de protección personal para los combatientes de incendios forestales.

El presidente del Clumin, Pablo Méndez Alvídrez, hizo un llamado a la población para sumarse a la entrega de estos apoyos haciendo uso del centro de acopio que se instaló en sus oficinas, ubicadas en el bulevar Ortiz Mena, número 4015, interior 4, entre la Politécnico Nacional y Juan Bernardo. 

“Es muy importante que la sociedad se haga consciente de lo difícil que resulta en estos momentos trabajar en el combate a los incendios, el intenso calor, la falta de agua y la labor extenuante, lo vuelven muy complicado, por eso hacemos un llamado a la ciudadanía para sumarse donando agua, víveres, herramienta o cualquier cosa que pueda ser útil para estos extraordinarios chihuahuenses que están tratando de proteger nuestra Sierra”, expresó Pablo Méndez.

Los incendios iniciaron a finales del mes de abril; sin embargo, debido a la sequía, la falta de lluvias y la complicación de acceder a diversas partes de la Sierra, éstos no se han podido cesar en su totalidad. 

Lucha contra el fuego

Municipios afectados

Balleza

Bocoyna

Guachochi

Guadalupe y Calvo

Madera

Maguarichi

Morelos

Urique