Internacional

Agrava 'Eta' crisis humanitaria en Centroamérica

Las autoridades de la región han reportado la muerte de al menos 261 personas tras el paso del huracán, que ha impactado especialmente a Honduras, Nicaragua y Guatemala

Reforma

martes, 10 noviembre 2020 | 21:18

Ginebra, Suiza (10 noviembre 2020).- El paso del huracán "Eta" en Centroamérica, que ha afectado a más de 2.5 millones de personas, ha agravado la crisis humanitaria en una región ya afectada por la pandemia, las grandes desigualdades económicas y altos niveles de violencia, advirtió hoy la Federación Internacional de la Cruz Roja (FICR).

"La situación en Centroamérica es extremadamente grave y necesitaremos toda la ayuda que se pueda para ayudar a las personas que se han visto afectadas por este desastre", subrayó hoy el portavoz de FICR, Matthew Cochrane, en rueda de prensa.

Las autoridades de la región han reportado la muerte de al menos 261 personas tras el paso del huracán, que ha impactado especialmente a Honduras, Nicaragua y Guatemala.

En el primero de esos países, 1.7 millones de personas, el 20 por ciento de la población, han perdido sus posesiones, no tienen acceso a comida y están bebiendo agua contaminada, en lo que, según Cochrane, es el peor desastre natural de la nación desde el Huracán "Mitch" en 1998.

El acceso a asistencia médica, así como las pobres condiciones de higiene y el acceso a agua potable son la prioridad para FICR, que ha advertido del peligro de que surjan brotes de dengue o de malaria entre las personas que han tenido que ser evacuadas de sus hogares.

Además, se está monitorizando de cerca otra tormenta que se está desarrollando en el Atlántico que podría afectar a las mismas áreas que intentan recuperarse del huracán Eta.

FICR envió desde Panamá un avión y dos camiones con 98 toneladas de ayuda humanitaria a Nicaragua y Honduras, además de 21-8 millones de dólares a los tres países más afectados, con el objetivo de ayudar a 75.000 personas durante 18 meses.

"Estamos hablando de millones de personas afectadas en siete países. La necesidad de ayuda humanitaria es dramática", añadió el director de operaciones en América de la FICR, Felipe del Cid.