Internacional

Arabia Saudita excarcela a princesa 'disidente' tras petición de clemencia

Basmah bin Saud, una empresaria y princesa saudí crítica de los jerarcas del reino, fue detenida sin cargos desde 2019; sufre problemas de salud

Agencias

Excélsior

sábado, 08 enero 2022 | 12:55

Arabia Saudita.- Las autoridades de Arabia Saudita liberaron a una princesa y a su hija, detenidas sin cargos desde hacía casi tres años en la capital, informó este sábado una organización de defensa de los derechos humanos.

Basmah bin Saud, una empresaria de 57 años, fue detenida en marzo de 2019 y en abril de 2020 le suplicó al rey Salmán y al príncipe heredero Mohamed bin Salmán que la liberara por motivos de salud.

La princesa y su hija Suhud fueron liberadas, indicó en Twitter la organización ALQST por los Derechos Humanos.

"Se le negó la atención médica que necesitaba contra unas condiciones que potencialmente amenazaban su vida", denunció el grupo.

Las autoridades sauditas no comentaron el caso.

"En ningún momento durante su detención se pronunciaron cargos contra ella", acusó ALQST.

Presa política

La princesa Basmah fue detenida poco antes de un viaje a Suiza para recibir tratamiento médico, según una fuente cercana a la familia.

No se desveló el tipo de enfermedad que padecía.

La princesa Basmah estaba detenida en la prisión de Al Hair, donde están encarcelados numerosos presos políticos.

En un testimonio escrito enviado a Naciones Unidas en 2020, al que tuvo acceso la prensa, su familia afirmó que la princesa había sido detenida a causa, en gran parte, de sus "críticas abiertas a los abusos" cometidos en Arabia Saudita.

Apertura y represión

El príncipe Mohamed bin Salmán fue considerado un reformista desde que fue nombrado por su padre, el rey Salmán, en junio de 2017.

Desde entonces, ordenó varias reformas como permitir que las mujeres conduzcan o la flexibilización de las reglas que otorgan autoridad a los hombres sobre las mujeres de su familia.

Pero las autoridades también han emprendido una campaña contra los críticos con el poder y potenciales oponentes, desde religiosos hasta activistas por los derechos de las mujeres, incluso cuando se trata de miembros de la familia real.

En marzo de 2020, la guardia real detuvo al hermano y al sobrino del rey Salmán, acusados de haber fomentado un golpe de Estado contra el príncipe heredero, según varias fuentes.