Internacional

¡Bravo! El panda gigante ya no está en peligro de extinción

En la edición más reciente de China Viva conocerás cuáles son las medidas que se están implementando en el país asiático, para hacer frente a la crisis ecológica global

Agencias / China y Naciones Unidas cooperan para hacer frente a la crisis ecológica global

Agencias

lunes, 18 octubre 2021 | 15:23

China es uno de los países con la biodiversidad más rica del mundo. Las especies llamadas fósiles vivientes, como los pandas gigantes y el ginkgo, son exclusivas de este país asiático. A lo largo de los años, en distintas regiones del país se han esforzado en buscar la medida apropiada para proteger el ecosistema.

De acuerdo con la más reciente cápsula de China Viva, entre las actividades que desarrollan en el país asiático destaca la reducción de actividades humanas en hábitat de altiplano tibetano, el cultivo de corales en el mar y hasta el reverdecimiento de sus desiertos.

Mención especial merece la crianza de pandas gigantes, toda vez que gracias a esta acción el nivel de amenaza ha pasado de ser una especie en peligro de extinción a estado vulnerable.

 

Un oasis en el desierto

 

 

 

El Kubuqi es el séptimo desierto más grande del país asiático

 

El Kubuqi es el séptimo desierto más grande de China, con una superficie total de 18 mil 600 kilómetros cuadrados, del cual dunas móviles ocupan alrededor del 61 por ciento.

Conocido como "Mar de la Muerte", en 1993, un viento de fuerza 11 arrastró la arena amarilla hasta 400 metros de altura, cayendo como un hongo nuclear. Tras este desastre, en el que 116 personas murieron y más de 400 casas se derrumbaron, los chinos empezaron a entender, estudiar y combatir las tormentas de arena.

Pero ahora la realidad es otra, porque cuando uno se encuentra en la cima de las dunas, el dorado mar de arena que se extiende frente a uno se intercala con manchas de exuberante verde.

Y es que desde que comenzó la gestión de la arena en los años 80 hasta la actualidad, la cobertura de vegetación del desierto de Kubuqi ha aumentado del 3-5 al 53 por ciento, el total de las especies ha aumentado de 123 a 530 y la cantidad de tormenta de polvo han disminuido de 50 a 1-3 por año.

Según los expertos, la conservación del agua ha aumentado de casi cero a más de 25 mil millones de metros cúbicos y el secuestro de carbono ha aumentado de casi cero a 15 mil 4 millones de toneladas. Kubuqi ha formado un oasis en el desierto y un entorno de microclima ecológico.

En el silencio del desierto, lo único que se oye es el sonido del viento y el canto de los pájaros, el olor de las plantas es tenue, y hay huellas de la fauna que corren por la arena, a distintas profundidades, difíciles de encontrar. Las flotas de vehículos todoterreno pasan junto al río y en las profundidades del desierto, innumerables excursionistas de aventura se desafían a sí mismos.

Estos logros de reverdecimiento del desierto de Kubuqi fueron galardonados con el premio anual Tierra para la Vida de las Naciones Unidas, en 2015. La prevención y el control de la desertificación es una gran causa que beneficiará a la humanidad en el presente y en mil años.

En septiembre de 2017, las Naciones Unidas publicaron su primer informe sobre la riqueza ecológica, afirmando que Kubuqi ha restaurado 6 mil 253 kilómetros cuadrados de desierto verde, creando más de 500 mil millones de yuanes de riqueza ecológica y permitiendo a los 100 mil agricultores y pastores ser aliviados de la pobreza. Detrás de esto está el esfuerzo incansable de varias generaciones de trabajadores del control de la arena durante las últimas décadas.

 

Convenio de Diversidad Biológica

 

 

China desarrolla acciones para el reverdecimiento del desierto de Kubuqi

 

 

En fechas recientes se celebró en Kunming, ciudad sureña de China, la primera fase de la COP15 del Convenio de Diversidad Biológica, uno de los acuerdos de Naciones Unidas creado para hacer frente a la crisis ecológica global. En esa ocasión, expertos y organizaciones hicieron llamados a la comunidad internacional por la cooperación en las actuaciones para detener la pérdida de biodiversidad.

El tema de la COP15 fue "Civilización Ecológica: Construyendo una Comunidad de Vida en la Tierra" y tuvo como premisa reflexionar sobre la participación activa que deben tener todas las personas para detener las amenazas al ecosistema.

Si quieres saber más sobre este convenio y las acciones que se desarrollan en pro de la diversidad, no te pierdas la nueva cápsula de China Viva a través de los sitios web de Imagen Multicast y el canal de YouTube de Excélsior TV.