Internacional

Despide Trump a John Bolton como asesor de Seguridad Nacional

El funcionario no estaba de acuerdo con el presidente en temas de política exterior tales como Irán, Corea del Norte y Afganistán

The New York Times
martes, 10 septiembre 2019 | 11:28

Washington.- El presidente Trump despidió a John R. Bolton, su tercer asesor de Seguridad Nacional, el martes luego de incurrir en desacuerdos fundamentales sobre cómo manejar los principales desafíos en el rubro de política exterior tales como Irán, Corea del Norte y Afganistán.

Trump anunció la decisión en Twitter. “Anoche le informé a John Bolton que sus servicios ya no eran necesarios en la Casa Blanca. No estaba de acuerdo con muchas de sus sugerencias, al igual que otros en la administración, y por lo tanto le pedí a John su renuncia, la cual me fue entregada esta mañana. Le agradezco mucho a John por su servicio. La próxima semana nombraré a un nuevo Asesor de Seguridad Nacional”.

Su despido tiene lugar justo cuando Trump está buscando aperturas diplomáticas con dos de los enemigos más intratables de Estados Unidos, esfuerzos que han preocupado a los intransigentes de la administración, como Bolton, que considera que Corea del Norte e Irán son profundamente poco confiables.

El presidente continuó cortejando a Kim Jong-un, el líder represivo de Corea del Norte, a pesar de la negativa de Kim a entregar su programa nuclear y a pesar de las repetidas pruebas de misiles de corto alcance por parte del Norte que han inquietado a sus vecinos. En los últimos días, Trump ha expresado su disposición a reunirse con el presidente de Irán, Hassan Rouhani, sólo bajo las circunstancias adecuadas, e incluso extenderle un financiamiento a corto plazo a Teherán, aunque la oferta ha sido rechazada hasta ahora.

Para sus admiradores, se suponía que Bolton era un contrapeso a lo que temían que fuera una diplomacia ingenua, un realista inteligente que evitaría que un presidente sin experiencia previa en asuntos exteriores dejara libre el terreno a adversarios más astutos. Pero Trump se había estado quejando en privado durante mucho tiempo de que Bolton estaba demasiado dispuesto a enfrascar a Estados Unidos en otra guerra.