Internacional

En contra el plan de paz, Hamás amenaza con nueva Intifada

“Los palestinos obstaculizarán la implementación del acuerdo, cualquiera que sea el precio. Desatará una nueva Intifada. SER O NO SER”, concluyó Naim

Agencias

jueves, 23 enero 2020 | 17:17

Israel.– Las autoridades palestinas en Gaza y Cisjordania han expresado su firme rechazo a la posible presentación inminente del plan de paz para el conflicto palestino-israelí de Donald Trump.

“Si lo que se publica sobre los medios sobre el acuerdo de Trump es correcto, eso significa una nueva Nakba para los palestinos y el fin de cualquier oportunidad para soluciones políticas”, manifestó este jueves el vocero de Hamás, Basem Naim, en un mensaje de Twitter.

Los palestinos conocen como Nakba, palabra en árabe para “catástrofe”, al establecimiento del Estado de Israel en 1948, sobre todo, alrededor de la cuestión territorial y por el surgimiento del problema de los refugiados palestinos.

“Los palestinos obstaculizarán la implementación del acuerdo, cualquiera que sea el precio. Desatará una nueva Intifada. SER O NO SER”, concluyó Naim.

De acuerdo con reportes, el plan de paz presuntamente contendría dentro de sus lineamientos la soberanía de Israel sobre la ciudad de Jerusalén y todos los asentamientos en Cisjordania, aunque también el reconocimiento de un Estado palestino desmilitarizado.

Por su parte, Nabil Abu Rudeinah, el vocero del presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, también comunicó que el gobierno de Ramallah rechazará “cualquier paso de EE.UU. que infrinja el derecho internacional”.

“Si este acuerdo es anunciado conforme a estas fórmulas rechazadas, el liderazgo [palestino] anunciará una serie de medidas con las que salvaguardaremos nuestros derechos legítmos, y solicitaremos a Israel que asuma sus responsabilidades de manera total como un poder ocupante”, señaló el vocero.

A la vez, Abu Rudeinah hizo un llamado para llevar a su fin “la ocupación israelí del Estado de Palestina, ocupado desde 1967, y el establecimiento de un Estado palestino independiente con Jerusalén oriental como su capital”.

“Advertimos a Israel y a la administración estadounidense en contra de cruzar líneas rojas”, concluyó. Cabe recordar que el gobierno de Trump y la Autoridad Palestina no mantienen contacto desde diciembre de 2017, luego de que el mandatario estadounidense decidió reconocer a Jerusalén como la capital de Israel.

La alta funcionaria palestina Hanan Ashrawi también manifestó su oposición al plan de paz de Trump, asegurando que la intención de presentar el plan de paz solo tiene como fin beneficiar a Trump y al primer ministro israelí Benjamín Netanyahu, ante el juicio político y la acusación penal que carga cada uno, respectivamente.

“Tomen nota de que el día 28 [de enero] es la fecha en la que la Knéset votará acerca de los cargos de corrupción de Netanyahu”, escribió Ashrawi en un mensaje de Twitter.

La fecha, designada por la Casa Blanca para la visita de Benjamín Netanyahu y Benny Gantz con el presidente Trump, será la misma en que la Knéset decida el establecimiento temporal del Comité de Asuntos Internos, órgano encargado de decidir si se le otorgará o no la inmunidad parlamentaria al primer ministro israelí, que carga con una acusación penal en su contra por la presunta comisión de los delitos de soborno, fraude y abuso de confianza.

“Agreguen eso al tema del juicio político de Trump y tienen una táctica letal de distracción a expensas de los derechos palestinos y del derecho internacional. Criminalidad, más agendas personales, es igual a ningún tipo de paz”, concluyó.

©EnlaceJudío