Internacional

Escala conflicto EU-Rusia

Joe Biden ordenó duras sanciones contra Rusia y la expulsión de diez diplomáticos

Excélsior

jueves, 15 abril 2021 | 23:54

Washington.- El presidente estadunidense, Joe Biden, ordenó duras sanciones contra Rusia y la expulsión de diez diplomáticos por la injerencia en el reciente proceso electoral, por el hackeo de agencias del gobierno y otros actos “maliciosos”.

Rusia prometió una respuesta “inevitable” y convocó al embajador estadunidense en Moscú para una “conversación difícil”.

Estados Unidos no está listo para aceptar la realidad objetiva de un mundo multipolar, sin hegemonía estadunidense (...) Un comportamiento agresivo de este tipo recibirá una fuerte respuesta”, declaró la portavoz de la diplomacia rusa, María Zajárova.

Desde su llegada a la Casa Blanca, Biden dijo que sopesaba su respuesta a una serie de hechos atribuidos a Moscú, entre ellos un ciberataque masivo e injerencia en las elecciones de noviembre.

La orden ejecutiva emitida ayer permitirá volver a castigar a Rusia “si sigue interfiriendo en nuestra democracia”, advirtió Biden en un discurso desde la Casa Blanca, al tiempo que aseguró no querer “desencadenar un ciclo de escalada y conflicto” e insistió en una cumbre con su par ruso, Vladimir Putin.

Biden calificó las medidas como “una respuesta medida y proporcionada” a lo que tildó de acciones hostiles de Moscú.

Entre las medidas aplicadas, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos prohibió a las instituciones financieras estadunidenses comprar directamente deuda emitida por Rusia después del 14 de junio. También sancionó a seis empresas tecnológicas rusas acusadas de apoyar las actividades de inteligencia cibernética de Moscú.

Ésta es una respuesta al gigantesco ciberataque de 2020 que utilizó como vector a SolarWinds, un editor de software estadunidense cuyo producto fue pirateado para introducir un malware entre sus usuarios, incluidas al menos nueve agencias federales estadunidenses.

Además, el Tesoro sancionó a 32 entidades y personas acusadas de intentar, en nombre del gobierno ruso, “influir en las elecciones presidenciales de 2020 en Estados Unidos”, según la Casa Blanca.