Internacional

Pide EU a AMLO respetar soberanía

Luego de amagar la semana pasada con iniciar una campaña para votar en contra del Partido Republicano

José Díaz Briseño / Agencia Reforma

miércoles, 15 marzo 2023 | 19:35

Washington DC, Estados Unidos.- La Administración Biden pidió hoy públicamente al Presidente Andrés Manuel López Obrador respetar la soberanía de Estados Unidos luego de amagar la semana pasada con iniciar una campaña para votar en contra del Partido Republicano por criticar su política de combate a los cárteles.

 Cuestionado sobre si condenaba el amago del mandatario mexicano, el Subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental, Brian Nichols, aseguró que su Gobierno respeta la soberanía mexicana y que por lo mismo solicitaba que se respetara de igual forma su soberanía en estos asuntos internos.

"Así como nosotros respetamos la soberanía de México, le pedimos al Presidente López Obrador que respete nuestra soberanía", dijo Nichols a pregunta del Senador republicano por Tennessee, Bill Hagerty.

Previamente, el Senador Hagerty había descrito las declaraciones de López Obrador hechas durante su conferencia de prensa matutina como una amenaza de interferencia directa en las elecciones estadounidenses y solicitó al Subsecretario de Estado confirmar estar opuesto a ese tipo de acciones.

"Si no cambian su actitud y piensan que van a utilizar a México por sus propósitos propagandísticos, electoreros, politiqueros, nosotros vamos a llamar a qué no se vote por ese Partido", dijo López Obrador el jueves 9 de marzo al hablar de diversas iniciativas de ley en el Capitolio para combatir a los cárteles.

Desde enero, un puñado de congresistas republicanos en la Cámara Baja de EU presentaron una iniciativa para solicitar la Autorización de Uso de la Fuerza Militar estadounidense en contra de los cárteles mientras que otros congresistas y Senadores del mismo partido propusieron designar a los cárteles como entidades terroristas.

Sin que tengan oportunidad de volverse Ley ante el dominio demócrata en el Senado, la Casa Blanca había ya asegurado estar en contra de la iniciativa de designar a los cárteles como entidades terroristas al asegurar que dicha designación no proveería de nuevas herramientas para luchar contra los cárteles.