PUBLICIDAD

Internacional

Prohíben discriminar por peso corporal en NY

Aprueban Consejo Municipal de la Gran Manzana iniciativa de ley contra la exclusión de personas basadas en el peso

Agencia Reforma

Agencia Reforma

sábado, 13 mayo 2023 | 08:43

Nueva York.- La Gran Manzana apunta a convertirse en la metrópoli más grande de Estados Unidos en prohibir la discriminación basada en el peso de una persona. 

El Concejo Municipal de la Ciudad de Nueva York aprobó ayer un proyecto de ley que agrega el peso de una persona a la lista de características que están protegidas contra la discriminación, junto con la raza, el género, la edad, la religión y la orientación sexual.

  La iniciativa prohíbe la exclusión en el empleo, la vivienda y el acceso a lugares públicos.

 El Alcalde Eric Adams, un demócrata que escribió un libro sobre perder 35 libras (casi 16 kilos) con una dieta basada en plantas, no se ha comprometido a firmar el proyecto de ley, pero ha apoyado el esfuerzo.

 "Nunca debemos tratar a las personas de manera diferente debido a su peso", sostuvo en una conferencia de prensa el mes pasado.

 El proyecto de ley también prohíbe la discriminación basada en la altura -con exenciones para ciertas circunstancias-, y una iniciativa separada prohibiría la discriminación contra las personas con tatuajes.

 Según la legislación aprobada, las quejas sobre exclusión por peso serían investigadas por la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad, que ya maneja quejas sobre raza, género y embarazo.

 Aprobado por 44 de los 51 miembros del Concejo Municipal, el proyecto de ley es parte de una creciente campaña nacional para abordar la discriminación por peso, con Nueva Jersey y Massachusetts considerando medidas similares. Michigan y el Estado de Washington ya lo prohíben, al igual que algunas ciudades, como D.C.

 Los legisladores del Estado de Nueva York también están considerando una ley de discriminación por peso.

 Algunos líderes empresariales y republicanos expresaron su preocupación por el proyecto de ley, incluida Kathryn Wylde, presidenta de Partnership for New York City, un grupo de defensa de los negocios, quien dijo que sería otro mandato oneroso para las empresas y que la aplicación en última instancia se dejaría en manos de los tribunales.

  El patrocinador del proyecto de ley, Shaun Abreu, un concejal del norte de Manhattan que dijo que aumentó de peso durante la pandemia, señaló que esperaba que la ley creara conciencia acerca de tratar con respeto a las personas más obesas. Afirmó que confiaba en que el Alcalde firmaría la iniciativa porque su oficina ayudó a negociar los detalles con él.

 "Esta votación es más que solo brindar un recurso legal para presentar demandas contra empleadores y propietarios por usar el peso como un factor", dijo. "También se trata de cambiar la cultura en la forma en que pensamos sobre el peso".

 En la audiencia del Concejo Municipal, los neoyorquinos testificaron sobre ser discriminados por su peso.

 Una estudiante de la Universidad de Nueva York dijo que los escritorios en las aulas eran demasiado pequeños para ella, lo que le impedía tomar notas. Una soprano de la Ópera Metropolitana dijo que se había enfrentado a vergüenza corporal y presión para desarrollar un trastorno alimentario o someterse a una cirugía bariátrica.

 "Es hora de que los legisladores de todo el país se aseguren de que todos y cada uno de los cuerpos estén protegidos por la ley y tengan igualdad de oportunidades", dijo ayer Tigress Osborn, presidenta de la Asociación Nacional para el Avance de la Aceptación de la Grasa, al celebrar la aprobación del proyecto de ley en la Ciudad de Nueva York.

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD