Internacional

'Tenemos que continuar peleando', señalan dreamers

Aunque el fallo de la Corte Suprema de EU a favor de DACA dio un respiro a los dreamers, para algunos la lucha aún no termina

Reforma

Gael Montiel/Reforma

viernes, 19 junio 2020 | 09:25

Ciudad de México.- El fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos que impidió a Donald Trump terminar con DACA dio al fin un respiro a cientos de miles de dreamers. Sin embargo, algunos lo ven como sólo un momento para tomar aire y continuar luchando.

Originaria de Puebla Marisol Santiago llegó al país en 1989, cuando tenía 5 años. Ha sido activista por más de una década y tiene claro que la pelea por los derechos de los indocumentados aún es larga.

"Es momento de estar contenta y desestresarse un poquito" señaló la dreamer en entrevista con REFORMA desde Yonkers, Nueva York. "Pero al mismo tiempo me siento con ganas de seguir luchando, creo que tenemos que continuar peleando por todos los migrantes que residen ahora en Estados Unidos".

El historial del Presidente Trump contra los indocumentados debe poner en alerta a la comunidad, consideró Santiago, especialmente en el año en que se juega la reelección.

"La plataforma con la que tal vez ganó más votantes fue la manera en la que insultaba a los migrantes", recordó. "Sabemos que no podemos bajar la guardia".

La decisión de 5 contra 4 tomada ayer en la Corte Suprema bloquea los esfuerzos de la Administración de Trump por terminar con la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, por sus siglas en inglés), una orden que Barack Obama implementó en 2012 para proteger a los indocumentados que entraron a Estados Unidos siendo menores de edad.

Bajo esta ley se les permite a los migrantes estudiar o trabajar sin miedo a ser deportados a países que algunos de ellos abandonaron siendo niños. E incluso, como en el caso de Marisol, de poder salir del país y visitar a sus familiares en México.

Cuando la Administración de Trump decidió terminarla en 2017, alrededor de 700 mil mexicanos estaban protegidos por ella y, desde entonces, su destino estaba en vilo en medio de las peleas en las cortes estadounidenses.

Además de proteger lo ya ganado, los dreamers activistas piensan también en lo que vendrá después.

Mientras DACA protege sólo a algunos migrantes que llegaron en cierto momento al país, lo que sigue es pelear por una reforma migratoria amplia, considera José Muñoz, de la organización United We Dream.

"Pedimos soluciones permanentes para la gente indocumentada. DACA no protege a tanta gente como debería", comentó el también dreamer en entrevista. "Aún hay mucho que se necesita hacer, esto es sólo la continuación de una larga lucha".

La batalla por protecciones a los llegados en la infancia no es nueva y sus miras han sido más ambiciosas.

Años antes de DACA, en 2006, el Congreso estadounidense estuvo a punto de pasar la Ley de Fomento para el Progreso, Alivio y Educación para Menores Extranjeros (DREAM Act, por sus siglas en inglés), que bautizó a los dreamers, o soñadores.

Aunque en ese momento la propuesta fue bipartidista, con el pasar de los años el tema se ha convertido en un punto de polarización en Washington.

Pese a ello, confía Muñoz, el respaldo popular que tuvo DACA en el país lo hace pensar que una ley así todavía es posible.

Una encuesta publicada el miércoles en el portal Politico, recordó Muñoz, señala que 69 por ciento de los votantes de Trump apoyan DACA.

"Incluso la gente que está con el Presidente está de acuerdo con esto, que tenemos la necesidad de hacernos cargo de la migración en este país".