Local

A clases, entre gel y lágrimas

Pasaron niños por 3 filtros antes de entrar a sus salones Padres de familia rompieron cordones de seguridad para acompañar a sus hijos

Silvestre Juárez/El Diario

Federico Martínez/ El Diario

martes, 31 agosto 2021 | 12:27

Chihuahua.- “Pues ahora cargo también mi kit de limpieza”, le dijo David, alumno de quinto año a su compañero cuando se disponían a entrar a su salón de clases en la escuela Carmen Romano.

Con dicha frase, y armado con su kit, David resumió un regreso a clases inédito, en que el gel antibacterial, un cubreboca extra nuevo, toallas desinfectantes y papel sanitario se convirtieron en la nueva realidad para los estudiantes de kínder y primaria.

En la entrada de la primaria Carmen Romano, se vivió alegría, llanto y temor por las estrictas medidas de higiene que incluyeron tres filtros para enfrentar la contingencia sanitaria.

Ya en su salón luego de pasar todos los filtros sanitarios, David se

Alegría, zozobra y temor vivieron miles de alumnos de nivel básico que regresaron ayer a la escuela de manera presencial

mostró emocionado por regresar a clases después de año y medio sin pisar su escuela.

Afuera, padres y madres de familia rompían el “cordón de seguridad” exclusivo para el acceso de los niños al plantel, en su afán de hacer más fácil el regreso a clases de los menores, que, irónicamente, lo complicaban más.

En la entrada de la primaria Carmen Romano, se vivió alegría, llanto y temor por las estrictas medidas de higiene que incluyeron tres filtros para enfrentar la contingencia sanitaria. Ya en su salón luego de pasar todos los filtros sanitarios, David se mostró emocionado por regresar a clases después de año y medio sin pisar su escuela.

Afuera, padres y madres de familia rompían el “cordón de seguridad” exclusivo para el acceso de los niños al plantel, en su afán de hacer más fácil el regreso a clases de los menores, que, irónicamente, lo complicaban más.

En la escuela, una de las de mayor tradición en la ciudad, los alumnos esperaban ansiosos para pasar los tres filtros de seguridad sanitaria que se colocaron para ingresar a su salón, de acuerdo a la información que proporcionó la directora del plantel, Martha

Nolasco.

En el exterior, cada alumna y alumno debían checarse la temperatura, esperando su turno en los espacios que fueron marcados con aerosol en el piso.

Una vez que se sometían a la prueba, debían de aplicarse gel antibacterial y mostrar a las docentes que llevaban su respectivo kit de higiene y limpieza, para poder ingresar al plantel.

Ya dentro del plantel utilizaron unos lavamanos especiales que se instalaron, lo cual fue considerado como el segundo filtro, para después llegar a una tercera y última revisión que era la toma de temperatura y aplicación de gel antibacterial en la puerta de cada salón.

En el interior de las aulas, las butacas fueron separadas a un metro y medio de distancia entre cada una.

Mientras que en escuelas de preescolar, los niños rompían en llanto después de que sus padres los dejaran en una escena que se repite cada año, pero que hoy tuvo una diferencia: los maestros portaban cubrebocas que hacían más dramático el momento para los menores.

En el kínder Praxedis G. Guerrero iniciaron las clases con 90 niños, lo que corresponde a la mitad de los 180 registrados, y que son los que normalmente asisten.

La escuela está ubicada en las calles Nicolás Bravo y 25. En su interior muchos de los pequeños alumnos, en su mayoría los de nuevo ingreso, rompieron en llanto al ver que sus progenitores los dejaban.

Reportes emitidos por la Secretaría de Educación y Deporte, indican que en el estado hay un padrón de 716 mil 948 alumnos de nivel básico en preescolar, primaria y secundaria, además de 32 mil 186 docentes y 5 mil 768 escuelas que funcionan en turno vespertino y matutino, de los cuales al menos el 95 por ciento sí funcionaron con normalidad.

De acuerdo a un sondeo elaborado por la misma dependencia, el 70 por ciento de padres, madres y alumnos de nivel básico estaban de acuerdo en que se diera el regreso presencial a clases de manera parcial y aleatoria, como se dio ayer lunes. (Federico

Ahora además de sus útiles escolares, cargan su cubreboca, toallas desinfectantes y papel sanitario