Local

Arriesgan menores su vida trabajando en la calle

En ocasiones juntan 200 pesos diarios limpiando vidrios, haciendo malabares o vendiendo dulces y golosinas

Federico Martínez/ El Diario

Federico Martínez Vargas / El Diario

lunes, 08 febrero 2021 | 13:00

Chihuahua.- "Javier" y "Miguel" son dos amigos de apenas 12 años de edad, quienes por la tarde se dedican a sus labores educativas de nivel secundaria y por las mañanas salen a limpiar vidrios en un crucero de la ciudad en las zonas conurbadas, obteniendo una ganancia cada uno de alrededor de 200 pesos diarios.

El dinero que recaban de su trabajo como limpiavidrios, mismo que implica poner en riesgo su integridad física al tener que esquivar carros y atravesar avenidas grandes, lo invierten en comprarse comida como sopas instantáneas, algunas ocasiones aportan dinero en sus casas, además de poder comprarse tenis y ropa en ocasiones.

Ambos viven en una de las colonias de la orilla sur de la ciudad, explicando que "Miguel" toma las clases de su telesecundaria con un teléfono móvil que traía con él, en tanto que "Javier" comentó que su preparación académica la tomaba con las hojas didácticas que les daban sus maestros.

"Hacemos tarea en la mañana y luego ya nos venimos para acá, ya hicimos tareas... la de ayer e hicimos la de hoy y ya hasta mañana", comentó "Javier".

Con apenas un mes trabajado en los cruceros de la ciudad limpiando los vidrios, los dos menores comentaron que en sus casas no les habían prohibido salir a laborar, ya que ambos aportaban dinero a sus familias en algunas ocasiones.

En el caso de "Javier", su papá labora en una maquila de la ciudad mientras su mamá se ocupa de la casa y sus hermanos, en tanto que el papá de "Miguel" tiene por oficio de soldador en la elaboración de domos de las escuelas.

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Trabajo Infantil, publicada por el Inegi y que obtuvo los datos en el 2019, un año antes de que se decretara la pandemia del coronavirus, en ese periodo el estado tenía una taza de 9.5 por ciento de las niñas, niños y adolescentes de 5 a 17 años de edad.

En dicho censo, elaborado de octubre a diciembre del 2019, se pudo determinar que hubo un incremento de 3.2 a 3.3 millones de personas en esta edad que laboraban en distintas actividades.

Dentro del censo se obtuvieron datos relacionados con la participación de menores de edad en actividades no permitidas, siendo actividades económicas que no están autorizadas por la ley, ya que ponen en riesgo la salud o bien afectan el desarrollo físico y/o mental de la población infantil.

En este sentido, el estado de Chihuahua en el 2019 tuvo un promedio de 5.1 menores de edad que realizaban actividades no permitidas para niños, niñas y adolescentes, posicionándose debajo de la media nacional, la cual fue de 7.1 puntos.

A nivel nacional, la ley castiga de uno a cuatro años de prisión y multas de cinco a 250 salarios mínimos, a quien ocupe a menores de 15 años de edad para trabajar en labores peligrosas o insalubres, como las actividades agrícolas o a campo abierto, labores de construcción como la industria ladrillera, al interior de las minas, trabajos ambulantes, salvo autorización especial de la inspección del trabajo, así como en el almacenamiento o despacho de sustancias químicas peligrosas, etcétera.