Local

Aumenta 60% robo de autos aquí

Pasó de 53 casos en septiembre, a 85 en octubre

Tomada de Internet / Foto ilustrativa

Bernardo Islas/El Diario

domingo, 22 noviembre 2020 | 19:43

Chihuahua.- Durante el mes de octubre se registraron un total de 322 denuncias por robo de vehículos en el estado de Chihuahua, lo que significa un incremento superior al 10 por ciento en comparación al mes anterior, muestran las cifras presentadas por el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (Sesnsp).

Los datos señalan que septiembre se registraron un total de 291 robo de vehículos, es decir un promedio semanal de 68, mientras que en octubre la cifra era de 73 cada siete días, de estos últimos 12 fueron con violencia.

Los datos muestran que la capital del estado fue el más afectado en el mes de octubre, esto al pasar de 53 robos de vehículos en septiembre a 85 en octubre, es decir subió el 60 por ciento las carpetas de investigación por este delito.

El municipio de Bocoyna también fue de los municipios más afectados por este tipo de crimen, debido a que en septiembre tuvo dos robos de vehículos y en octubre la cifra llegó a 6, de estos últimos cinco fue con lujo de violencia.

Ciudad Juárez sigue siendo el lugar donde más denuncias por robo de vehículos se presentan, el mes de octubre no es la excepción al registrarse 179 casos de estos 23 se cometieron con lujo de violencia, mientras que en el presente año ya lleva 2 mil 56 carpetas de investigación por este delito, lo que representa el 62.79 por ciento del total estatal.

La capital del estado está en segundo lugar por robo de vehículos denunciados con 743 casos, de estos el 11.6 por ciento se cometió con lujo de violencia, mientras que Delicias es el tercer municipio con más carpetas de investigación por este tipo de delito con 186.

Cabe señalar que el Código Penal del Estado contempla hasta 15 años de prisión a quien robe un vehículos automotores, dependiendo de la forma en la cual se cometió el delito.

Asimismo el ordenamiento contempla de cuatro a quince años de prisión, a quien aun sin haber intervenido en el robo de uno o más vehículos automotores, los desmantele, lo venda, altere la documentación o el vehículo, lo utilice como propio o sea para cometer otros delitos.