Local

Baja robo de autos con violencia

Destaca fiscal coordinación con autoridades municipales

Argelia Domínguez / El Diario

jueves, 04 agosto 2022 | 21:02

Chihuahua.- El robo de vehículos con violencia en la capital del estado, se redujo un 44 por ciento con respecto al año anterior, ya que, entre enero y julio se cometieron 37 hechos, mientras que en el mismo periodo del 2021, ocurrieron 67, de acuerdo con el reporte emitido por la Fiscalía General del Estado (FGE).

De acuerdo con cifras oficiales de la Fiscalía General del Estado (FGE), de los 487 hurtos ocurridos el año pasado, 420 se cometieron sin violencia y 67 con violencia. Mientras que en 494 de los 531 robos de este 2022 no se ejerció violencia y sólo 37 se perpetraron de manera violenta.

Es decir, pese alza de robos en general, la modalidad con violencia, que resulta la más lesiva para la sociedad, se ha reducido en un 44.77 por ciento, destacó el fiscal de Distrito Zona Centro, Carlos Mario Jiménez Holguín.

El funcionario subrayó que la contención e incluso erradicación de determinados delitos ha sido una prioridad para la Fiscalía, entre ellos el secuestro, extorsión en modalidad de robo de piso y los robos de vehículos y casa habitación.

Jiménez Holguín refirió que para combatir el robo de vehículos se aplica el modelo de tetralogía de la investigación en el que participan activamente agentes del Ministerio Público, peritos, policías y analistas.

Además, subrayó que hay una constante coordinación con la Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM), que apoya con elementos capacitados en investigación y con datos de la Plataforma Escudo Chihuahua (PECCU).

El fiscal reparó que las cifras de robo de automotores son similares a las de hace dos décadas, pese a que el parque vehicular de la ciudad se ha incrementado considerablemente, lo que habla de la eficiencia de la Unidad de Robo de Vehículos.

Explicó que el éxito que se ha tenido en este rubro se debe a la coordinación entre las corporaciones, al análisis de la incidencia, el establecimiento de puntos de revisión, el seguimiento de casos y las detenciones de personas dedicadas a cometer estos ilícitos.

Estos trabajos de inteligencia también han permitido identificar si los vehículos son robados con fines de venta de autopartes, para uso de la delincuencia organizada o para la comisiones de otros delitos. Particularmente en el caso de los yonkes, comentó que se han hecho convenios con los propietarios para hacer revisiones y así disminuir el mercado de piezas robadas.

adominguez@diarioch.com.mx