Local

Buscan empresas mayor aprovechamiento de aguas residuales

No se aprovecha el agua tratada porque las empresas la mandan al sistema de saneamiento municipal, donde se mezclan de nuevo con aguas negras

Manuel Quezada/El Diario

jueves, 21 abril 2022 | 05:00

Chihuahua.- Un total de cinco empresas producen un volumen de agua reciclada con el que se pueden llenar 140 albercas olímpicas diariamente en la ciudad de Chihuahua, pero no se aprovecha al cien por ciento porque la mandan al saneamiento municipal, informó ayer Víctor Gómez Cepeda, titular de la Comisión de energía, Sustentabilidad y Medio Ambiente de la Coparmex.

Destacó que a través del Programa Chihuahua Green City y Chihuahua Futura y del Sistema de Simbiosis Industrial, una rama de la Economía Circular, se busca que esa agua se someta a tantos tratamientos como sea posible en las industrias para tener una sustitución de potable.

Asimismo, que el agua excedente que se recicla en las industrias se pueda redirigir a otras que no requieran de agua precisamente potable para el enfriamiento de metales, en centros de maquinados, elaboración de concretos y diversos procesos, así como a los diversos cultivos que se tienen en la región, como la vid, nuez y otros que se cultivan aquí

Señaló que, las empresas cumplen con esa norma, pero no se aprovecha el agua tratada porque las empresas la mandan luego al sistema de saneamiento municipal donde se mezclan de nuevo con aguas negras para llegar finalmente a las plantas de tratamiento norte o sur.

Planteó que no tiene caso mandar agua limpia al drenaje de la ciudad para volverla a tratar con un gasto enorme de recursos económicos y energía eléctrica.

Víctor Gómez informó desde hace muchos años al norte de México se tiene una crisis hídrica, y también Chihuahua, a diferencia de otras ciudades, se trabajan los tandeos para poder hacer llegar el agua a todos los lugares.

En la ciudad se tiene una cultura del cuidado del agua, y de todas maneras es importante destacar que hace más de 34 años se ha promovido la campaña de “ciérrale” y que sin duda debe seguir existiendo la conciencia de que el agua posiblemente será limitada en un futuro.

Ahora la gente está muy acostumbrada a que se le abre la llave y de inmediato sale el agua, pero ya hay acueductos que presentan abatimiento y eso puede generar problemas serios de suministro.

Informó que, con el objetivo de tener un mejor aprovechamiento del agua, desde Chihuahua Green City, el proyecto de economía circular, se está viendo con la industria el cómo poder aprovechar más este recurso.

Detalló que se trata de mantener el agua el mayor dentro posible dentro de la economía, lo que significa estarla tratando cuantas veces sea necesaria, para poder tener una sustitución de la potable.

Informó que todas las industrias por normatividad tienen plantas tratadoras de agua, pero una vez que la procesan y la dejan limpia la disponen en el saneamiento municipal en donde se vuelven a mezclar con las negras de la ciudad para llegar a las plantas tratadoras norte y sur.

Cuestionó el que se vuelva a mezclar las aguas recicladas de las plantas si ya están limpias y pueden volver a aprovecharse.

El titular de la Comisión de Energía, Sustentabilidad y Medio Ambiente de la Coparmex, informó que actualmente se mapea junto con Chihuahua Futura para juntar datos sobre el tratamiento de agua en las empresas y ver cuáles son las mejoras a fin de que se pueda disponer del líquido procesado y no mandarlo más al sistema municipal.

Apuntó que se busca entonces dar un tratamiento secundario para poderlo otorgar a otras empresas que pueda utilizar otras empresas sea para enfriar metales o productos, crear concretos o utilizarlos en centros de maquinado.

Informó que hay muchas empresas del sector automotriz que ocupan grandes cantidades de agua y no precisamente requieren de potable, ya que la emplean para enfriar sus piezas procesadas o para otros procesos.

Si las empresas que reciclan sus aguas se pudiera contener en los parques industriales para ser vendida a otras que puedan ser empleadas e incluso para irrigar los cultivos que tiene el municipio.

Recordó que, del cien por ciento del agua disponible, alrededor del 60 a 70 por ciento se ocupa en el sector agropecuario, el 25 a 27 por ciento la utilizan las industrias y otro bajo porcentaje para consumo humano y otras actividades.

Finalmente, dijo que es necesario trabajar en el ahorro y eficiencia del agua por el cambio climático que lleva a que donde ya hacía calor, se elevará aún más la temperatura, así como que se presenten lluvias torrenciales, que en realidad no ayudan a reabastecer los mantos acuíferos y asegurar el suministro por muchos años más.