Local

Cambia pandemia manera de convivir en asilos

Las videollamadas son el método que reanima a los abuelitos

Francisco López/El Diario

Federico Martínez / El Diario

domingo, 07 febrero 2021 | 13:31

Chihuahua.- Al menos dos asilos de esta ciudad, tuvieron que modificar la manera en que los adultos mayores recibían visitas durante el periodo de la pandemia, recurriendo a las videollamadas o la estadía de sus familiares directos a la institución, a través de una oficina general y por medio de un cristal o guardando la sana distancia con las rejas de seguridad.

Derivado de la contingencia sanitaria del coronavirus, asilos como el bocado del pobre, ubicado en la colonia Jardines del Santuario, tomaron la decisión de no aceptar más adultos mayores para su cuidado, mientras esté vigente el periodo de la pandemia, esto con la finalidad de resguardar a los 20 huéspedes que ya estaban ahí, y de esta manera, evitar contagios y brotes de coronavirus.

Uno de estos recintos que se visitó fue el del bocado del pobre, donde una de las encargadas comentó que, a pesar del alto número de solicitudes para internar más adultos mayores durante el actual periodo de la pandemia, por seguridad de los 20 que cuidan actualmente, han tenido que negarles el servicio.

"Así que abandono no, porque en primer lugar en la institución se puso una regla de prohibido visitas, para evitar que vayan a contagiarlos", explicó Sor Josefina Vega.

Por consiguiente, el contacto entre los abuelitos y sus familiares se ha llevado a cabo mediante video llamadas, con las cuales de manera periódica y cuando la familia está interesada, entablan comunicación de manera digital.

Explicó que los huéspedes del asilo han resentido este nuevo modelo de comunicación virtual, debido a que antes podían tener contacto con sus familiares incluso en las celebraciones de cumpleaños, sintiendo esa ausencia física.

Al notar que los abuelos empiezan a decaer en ánimos, buscan de manera inmediata un contacto virtual con sus familiares como una manera de reanimarlos.

Otro de los asilos visitados fue el del rincón del amor, ubicado en la colonia Villa Vieja, en donde Nidia Robles, directora de la institución, comentó que también tuvieron que negar el ingreso de ancianitos, debido que era muy riesgoso para los 40 huéspedes que tienen actualmente.

Respecto a si notaron abandono o no en los adultos mayores que cuidan, comentó que a pesar de suspender las visitas de grupos y prestadores de servicio social, solo permitieron la visita a distancia y con las video llamadas.

Las visitas a distancia fueron a través de una sala de espera, en donde estaban los familiares directos pudiendo ver a sus abuelos en otra sala de espera habilitada al aire libre, sin tener contacto físico entre ambas partes.

Ante esta contingencia, se vieron en la necesidad de suspender el servicio de guardería de día, por lo los adultos mayores fueron devueltos a sus respectivas familias para evitar contagios de covid.