Local

Cancelan la Marcha Raramuri luego de charla con Juan Carlos Loera

Se les prometió que en una semana habrían de ser atendidos por oficinas de Gobierno Federal

De la Redacción
martes, 16 julio 2019 | 22:01

Bocoyna.- Luego de cuatro horas de reunión entre el Delegado en el estado de los programas de bienestar Juan Carlos Loera e indígenas de la alta y baja Tarahumara, se definió la cancelación de la marcha, luego de la promesa de incluir a las comunidades indígenas en programas de beneficio social.

“Repartieron miles y miles de billetes de palabra pero quien sabe, no sabemos si de aquí a allá se cumpla, teniendo una vez el acuerdo de la comisión que vaya a Chihuahua, vemos con que nos va a apoyar el Gobierno Federal y que es lo que va a ser con la población indígena acá en la sierra” comentó Luis Carlos González, uno de los organizadores de la marcha raramuri.

La participación del Delegado de los Porgramas de Bienestar en el estado, Juan Carlos Loera de la Rosa, se centró en presentar un informe sobre los millones de pesos que se han entregado en el estado para atender sectores de la población como los adultos mayores, los jóvenes sin oportunidad para estudiar o trabajar, los productores menores en donde puntualizó se pueden integrar los habitantes de las comunidades indígenas.

Explicó que dentro de pronto, se darán a conocer los mecanismos de censo y entrega de recursos de lo que correspondía al programa Prospera, en el cual se tuvo que retomar el censo, motivo por el cual tomará tiempo la entrega de recursos, pero reafirmó su compromiso de apoyo.

Luego de presentado el informe, se definió que en una semana, una comisión de indígenas de la región, habrá de viajar a la capital del estado para escuchar de manera concreta, cuáles apoyos se van a otorgar a las comunidades raramuris y mediante cuáles dependencias o programas.

Derivado de lo anterior, se tomó la decisión de cancelar la marcha hasta que el acercamiento en una semana se lleve a cabo y se cumplan los objetivos de esta marcha.

Entretanto, los más de 200 indígenas concentrados en la marcha que inició el lunes,  habrá de pernoctar en un albergue improvisado en San Juanito en donde habrán de cenar y al desayunar, serán regresados a sus lugares de origen.