Local

Celebra arzobispo Misa Crismal

Invitó a los sacerdotes a renovar su consagración y dedicación a Cristo y a la Iglesia

Manuel Quezada/El Diario

martes, 30 marzo 2021 | 16:00

El arzobispo de Chihuahua, Constancio Miranda concelebró la Misa Crismal en la Catedral Metropolitana, en la que se bendijo el Santo Crisma e invitó a los sacerdotes a renovar su consagración y dedicación a Cristo y a la Iglesia.

Durante su homilía agradeció a los sacerdotes que, en este tiempo de la pandemia, se pasaron de valientes, de solícitos y entregados y subrayó que reconoce su entrega para con los fieles.

Enfatizó ante los curas que le da gracias al Señor “porque no han abandonado a su pueblo y han dado la vida por él”.

La Misa Crismal, presidida por el obispo y concelebrada con los sacerdotes de la diócesis, es la celebración en la que se consagra el Santo Crisma (de aquí el nombre de la celebración) y bendice además los restantes óleos o aceites que se emplean para la unción de los enfermos y los que se van a bautizar.

Constancio Miranda dijo que la Palabra presenta al sacerdote como un hombre tomado entre los hombres y constituido en favor de los hombres para las cosas que miran a Dios.

Por ello, enfatizó, el sacerdote no es ajeno a la suerte de los demás hombres, comparte con ellos sus alegrías, gozos, esperanzas e ilusiones; vive en medio de la comunidad no como un hombre apartado de ella, sino como alguien puesto precisamente para servir.

Sin embargo, el sacerdote desde el día de su ordenación quedo consagrado y configurado con Jesucristo, cabeza y pastor, de una manera total y para siempre.

Apuntó que en esa configuración es donde radica la grandeza y belleza del ministerio sacerdotal, por lo que manifiesta su agradecimiento y gratitud a todos los curas que con su entrega, entusiasmo, creatividad y cariño han sostenido, y hecho crecer al pueblo de Dios.

Finalmente agradeció a todos los sacerdotes jóvenes, ancianos, a los vicarios, formadores del seminario, y a quienes en su tiempo fundaron las comunidades parroquiales