Local

Denuncian estudiantes de Cecytech acoso sexual de maestro y prefecto

Maestro señalado trabaja también en Conalep

Salud Ochoa/El Diario
miércoles, 20 marzo 2019 | 12:05
Tomada de Internet

Chihuahua.- Alumnas y ex alumnas del plantel 6 del Cecytech denunciaron el acoso sexual que se vive en esa institución por parte de algunos maestros y prefecto, situación que aseguran data de años atrás y que, a pesar de haberla denunciado ante las autoridades escolares estas no han hecho nada al respecto permitiendo no solo que los personajes señalados continúen laborando allí sino también acosando a las estudiantes.
Verónica y Cristina, dos de las afectadas, señalan específicamente a un maestro que imparte  clases de inglés y quien también labora en el Conalep, institución donde recientemente se dio la detención de otro maestro por presunto abuso sexual contra 11 jovencitas.
De acuerdo con las entrevistadas, el acoso del profesor de inglés inició de manera “leve”  cuando cursaban el segundo semestre pero poco a poco fue subiendo de tono pasando de las miradas lascivas hasta los comentarios mal intencionados con connotaciones abiertamente sexuales.
“No se dirigía a nosotras como debe ser una relación maestro-alumna. En los exámenes orales nos tiraba la onda, no solo a nosotras, compañeras de otros salones se quejaban de las miradas lascivas y los comentarios de tinte sexual que hacía. Al principio era leve pero se incrementó hasta llegar al extremo de decirle a una chica que ella si estaba muy buena para tener sexo”.
Las jóvenes relatan que en el 5º semestre el acoso fue mayor llegando al punto de dividir el salón de clases en dos para dejar a las jóvenes apartadas de los compañeros hombres y aprovechar el momento.
“Se volvió más confianzudo. En una ocasión hice un comentario sobre que me quería morir pero fue porque estaba muy cansada y él se acercó y me dijo “solo no se vaya a morir virgen, la vida tiene muchas cosas que darle”. En otro momento una compañera le comentó que ella tenía novio –con la intención de que dejara de molestarla- pero el profesor respondió que eso no tenía nada que ver, que él había engañado a su esposa sin problema. Otro día llegó a preguntarme que “qué tipo de calzón usaba, tanga o bóxer” y allí un compañero le reprochó su comportamiento para con nosotras”.
Las jóvenes, a quienes se ha cambiado el nombre por precaución y temor de ser agredidas, narran también que nunca faltaban los comentarios como “la que no enseña no vende”, “estás muy buena”, etc.
“Una maestra nos dijo que no era la primera vez que sucedía esto con ese maestro sino que ya son varias generaciones en las que se han reportado problemas. Nosotros decidimos denunciar ante las autoridades de la escuela pero solo nos hicieron firmar una carta-denuncia y nunca pasó nada. Cuando el profesor se dio cuenta que nos quejamos se puso muy agresivo con nosotras”.
Las autoridades escolares, aseguran las denunciantes, conocen perfectamente el caso ya que incluso en la página oficial del Cecyt se hizo una publicación de las afectadas pidiendo que le dieran a ese maestro un curso para aprender a respetar a las muchachas pero, el comentario simplemente fue eliminado.
“ahora decidimos denunciar porque nos enteramos de lo que ocurrió en el Conalep y este maestro también trabaja allí y hay chavos de esa escuela que saben lo que sucede con él. Cuando denunciamos también pasó que los hombres se pusieron en contra nuestra, nos decían que estábamos exagerando pero no es así. El acoso se dio y se sigue dando y el problema persiste porque nadie quiere hacer nada”.
Pero el problema no para ahí, ya que según las entrevistadas, en el turno vespertino labora un prefecto conocido por todos por su “extraño comportamiento” hacia las estudiantes y que es ampliamente conocido como acosador y presunto abusador sexual.
El Diario buscó la respuesta de la dirección de la escuela y se está en espera de ella.