Local

Divide hondureño a chihuahuenses, a favor y en contra de los indocumentados

Llaman organizaciones a no generalizar; autoridades reconocen participación de ilegales en conductas delictivas

De la Redacción
domingo, 19 mayo 2019 | 11:50
El Diario

Chihuahua.- El hondureño Wilson Lenín Pacheco Barrera,  señalado como responsable de la sustracción de la menor Rubí Rubio Insunza - de 12 años – se ha colocado en el centro de la discusión de ciudadanos chihuahuenses que se manifiestan a favor y en contra de ofrecer ayuda a los indocumentados que cruzan por la entidad.


Wilson, quien en esta capital se hacía llamar “Erick Barrera”, contaba con un fuerte historial delictivo en su país. En el 2015 estuvo preso por violación y rapto de menores, y las autoridades policiales lo identifican como parte de una banda de maras salvatruchas dedicadas también al secuestro exprés.


Esos antecedentes, abrieron la discusión sobre si realmente el hombre buscaba una mejor oportunidad de vida en México o si piso el territorio estatal huyendo de la justicia de su país y decidido a continuar aquí con su carrera delictiva.


En medio de este escenario, Jorge Pérez Cobos, director de la Asociación 1 de 7 Migrando, hizo un llamado a la ciudadanía para no caer en actitudes xenofóbicas y comprender que la mayoría de los indocumentados viene huyendo de los problemas de su país.


“No todos son como el hondureño que se acusa del rapto de Rubí”, expresó.


En tanto el diputado Benjamín Carrera Chávez, secretario de la Comisión de Asuntos Fronterizos del Congreso del Estado, dijo que no se debe negar la llegada de delincuentes entre los grupos de migrantes.


A río  revuelto ganancia de pescadores, es posible que entre tanta gente venga infiltrado algún integrante de las pandillas que tienen asoladas comunidades de países centroamericanos, pero debemos considerar que la mayoría viene en búsqueda de una vida más digna”, dijo.


Pero en las redes sociales las opiniones son diversas.


Comentarios como “ Por algo Donald Trump no se equivoca al no querer dejar entrar a su país”, “En México deberíamos hacer lo mismo”, “El gobierno tienen la culpa por permitir el flujo entrante de miles de inmigrantes que van dejando a su paso horrores”, y otros similares inundan las redes sociales.


Otras voces manifiestan condiciones de apoyo, se inclinan por la importancia de reconocer que la delincuencia es también generada por chihuahuenses y poden a las familias extremar precauciones.


“Los secuestradores, violadores, ladrones no únicamente pueden ser hondureños, tampoco quiere decir que todos sean iguales. Así como Mexicanos los hay, lo hay en todo tipo de gente, dejen de señalar, cuiden a sus hijos y a su familia y hagamos lo que corresponde a cada uno como sociedad”, coinciden también muchos usuarios.


Jorge Pérez Cobos, llamó a asumir una nueva conciencia para evitar que la polarización puede traer consigo problemas mayores.


Afirmó que en esta semana atendió dos casos de personas de origen hondureño, quienes fueron hostigados por ciudadanos en la colonia Punta Oriente, sin embargo no pasó más allá de amenazas por el hecho cometidos por Wilson pacheco, a quien ellos no conocían.


Comentó que en la Casa del Migrante en la ciudad de Chihuahua, los extranjeros que llegan son grupos vulnerables al huir de su país, pero admitió que algunos delincuentes que llegaron escondidos en la caravana suelen preferir infiltrarse en comunidades para poder llegar a otras regiones.


En ese contexto, el diputado Benjamín Carrera Chávez, señaló que se hace necesario regular el ingreso de los migrantes y llevar un registro de quienes son.


“La mayoría viene en búsqueda de una vida más digna”. Insistió.