Local

En el limbo, rehabilitación de la Quinta Touché

El plan es convertirla en un museo, pero por la pandemia, los trabajos están pausados

Sergio Alvídrez/ El Diario

Juan Carlos Núñez/ El Diario

sábado, 20 febrero 2021 | 07:03

Chihuahua.- La rehabilitación de la Quinta Touché ubicada en la esquina de la avenida Independencia y Simón Bolívar, que convertiría toda la finca en un museo, se encuentra suspendida hasta nuevo aviso debido a la contingencia sanitaria por el coronavirus (Covid-19).

Actualmente permanece cerrado el inmueble al público y dentro está el Museo del jefe revolucionario Toribio Ortega, en una habitación y parte de un pasillo en el primer piso, pero la intención del Gobierno Municipal era tener un espacio cien por ciento turístico.

Esta finca fue restaurada y rescatada, donde hasta el año pasado también eran las oficinas de la Dirección de Desarrollo Económico y Turístico del Municipio. Ahora el inmueble estría a cargo del Instituto de Cultura del Municipio (ICM), donde la principal obligación es mantener el museo del revolucionario intacto, dejar la estatua en las afueras y darle un mantenimiento digno a toda la finca, que fue el último hogar de uno de los más importantes personajes de la Revolución Mexicana en Chihuahua.

Solamente es cuidada día y noche por velador pero ya sin oficinas gubernamentales, el monumento del general en el jardín y al interior están las piezas, muebles y fotografías de la época.

Es una joya del patrimonio cultural de los chihuahuenses, se ha rescatado para ponerla al servicio de los chihuahuenses y representa más de 100 años de la historia de Chihuahua”

Rubén Beltrán Acosta Cronista de la ciudad

El proyecto de rehabilitación estaba a cargo del ICM, que ya había presentado propuestas con inversiones adecuadas, sin embargo dada la pandemia, este plan está suspendido y a menos que la situación sanitaria se regularice, se comenzaría a trabajar en la famosa quinta; de no ser así, será la próxima administración municipal la encargada de continuarlo o hacer otro.

La Quinta Touché fue reconstruida, después de que funcionó como hospital en tiempos de la Revolución Mexicana e incluso albergó una institución educativa de nivel medio superior, hasta que las autoridades municipales iniciaron un proceso de rescate con la familia Touché y a través de diversas áreas públicas para conseguir los recursos financieros necesarios a fin de que pasara al Municipio.

En la placa afuera de la finca, indica que fue construida por el arquitecto George E. King, quien en Chihuahua también construyó el Teatro de los Héroes. Fue en 1904 cuando la casa fue inaugurada para ser habitada por la familia Touché, sin embargo, tras el levantamiento armado de los revolucionarios en 1910, la Administración General de Confiscaciones dispuso que se instalara un hospital militar al servicio del movimiento civil armado.

Tras la revolución, la finca fue entregada de nuevo a la familia Touché, quienes la habitaron varios años, durante los cuales un corto circuito provocó un incendio que consumió el inmueble. Ante esta situación, la quinta fue remodelada con su fachada original por Miguel Márquez, Carlos Ochoa y Francisco Terrazas, quienes concluyeron con la reconstrucción en 1927.

“La Quinta Touché una joya del patrimonio cultural de los chihuahuenses, que tenía un proceso acelerado de destrucción, se ha rescatado para ponerla al servicio de los chihuahuenses y representa más de 100 años de la historia de Chihuahua”, había expresado anteriormente el cronista de la ciudad, Rubén Beltrán Acosta.