Local

En riesgo, productores de Santa Isabel por falta de lluvias

Depende el 95 de la siembra en el municipio del temporal; desaparecieron los apoyos estatales y federales: Alcalde

Francisco López/El Diario

Juan Carlos Núñez/El Diario

miércoles, 12 mayo 2021 | 05:00

Los productores agrícolas y ganaderos del municipio de Santa Isabel, Chihuahua, están en riesgo latente este año si es que las precipitaciones pluviales no favorecen a la región, ya que la temporada de sequía ha causado estragos tanto como en la población como en las comunidades.

De acuerdo con el presidente municipal, Fernando Ortega Balderrama, hay mucha preocupación, ya que la zona es 95 por ciento de siembra de temporal y los apoyos, recursos federales y estatales disminuyeron o desaparecieron, lo que ha alarmado por un posible desastre.

Comentó que de acuerdo con los datos de los agricultores, tan sólo en frijol, no se vendieron más de 52 millones de pesos el año pasado, lo que significa una pérdida; esto, sin mencionar el sorgo y maíz, que también se produce en la zona.

Informó que el 50 por ciento del hato tuvo que ser subastado, ya que no había suficiencia para alimentar ni dar de beber al ganado, por lo que si no se malvendía, iba a morir un número más grande de cabezas.

Aunque se ha hecho más eficiente la distribución y servicio de agua potable, el municipio no cuenta con una presa de gran tamaño para solventar, además que el proyecto para construir una con todos los lineamientos, estudios ambientales, factibilidad, fue desechado por la ahora Secretaría de Desarrollo Rural de la Federación, que cambió reglas de operación y retuvo todos los recursos, por lo que se deberán retomar estas acciones en el futuro y ahora continúan con la esperanza de que llueva al menos para pasar el mantenimiento y la supervivencia.

Actualmente, el Río Santa Isabel, cuyos espacios aledaños son muy concurridos los fines de semana y periodo vacacional por las grandes cantidades de visitantes, tiene una cuenca muy escaza y no se prevé que aumente aunque haya ligeras lluvias, además que no es el punto más importante los sembradíos y el ganado.

Reconoció que sí hay un riesgo latente en caso de no llover en los meses de junio y julio, porque con las actitudes y recortes federales para los productores, así como falta de apoyo por parte del Gobierno del Estado actual, la gente prácticamente depende del cielo y de ellos mismos.