Local

Hay metros de basura y tierra bajo viviendas

Aunque baratos los terrenos en Cerro Grande, los desechos están a la vista

Juan Carlos Núñez/El Diario
domingo, 08 septiembre 2019 | 14:00
Silvestre Juárez/El Diario

Chihuahua.- Las fincas ubicadas en la colonia Cerro Grande al Sur de la ciudad donde antes era el anterior basurero municipal, tienen bajo sus pies evidencia de desperdicio que durante años no se ha bíodegradado y es una combinación con la tierra.

Aledaña a las colonias Unidad Proletaria (UP), San Jorge y Mármol, por mencionar algunas, hace más de 30 años todavía este espacio era centro de desperdicios de la población, a pesar de que la generación de basura era menor, la ampliación de la mancha urbana generó la necesidad de que se construyera un relleno nuevo, que fue a las afueras de la ciudad rumbo a la carretera a Aldama, para dejar sellado de tierra el antiguo.

A pesar de que en estos terrenos supuestamente ejidales no debería haberse construido, ya que la tierra no es buena, durante este tiempo comenzaron a edificar fincas y desde las calles pavimentadas ya se pueden apreciar cientos de casas y negocios, algunas ya con varios años que incluso ni sabían que antes ahí fue basurero.

No obstante, rumbo a la zona más cercana al cerro, algunas personas que adquirieron terrenos a bajos costos como en 20 mil o 30 mil pesos, hasta en abonos, se han percatado que la tierra que pisan está repleta de basura.  “Hemos escarbado hasta tres metros o más y nada, pura tierra con basura”, platicó un trabajador contratado para hacer zanjas en un terreno cercado. 

Explicó que para poder sostener una casa, hay que echar en las zanjas una gran cantidad de caliche, hace lozas bien reforzadas para que aplaste bien la tierra blanda y ahora sí, una vez que no se hunda, comenzar a construir, pero es una labor doble.

Un detalle es que a pesar de que es desperdicio, la mayoría de la basura mezclada es vidrio, tela de ropa, bolsa de plástico y algo de hule, que tarda miles de años en biodegradarse pero carece de materiales peligrosos como químicos nocivos.

Esto, ya que en algunas zonas se puede apreciar que crece diferentes tipos de hierba y platas grandes, que suelen crecer con un poco de tierra y humedad, que ni siquiera podrían brotar si estuviera demasiado contaminado el suelo. Al menos, eso es lo que comentan los pobladores que adquirieron terrenos.

Las edificaciones son muy variadas, desde las más grandes que se aprecia un poder adquisitivo más elevado, las medianas modestas y otras que penas cercan y poco a poco comienzan a construir. No obstante, reconocieron que algunas personas desconocían que la tierra estaba en tan mal estado para edificar o que antes era el basurero municipal de Chihuahua.