Local

Le pedían incriminar falsamente a Maru Campos

Denunció Christopher James Barousse tortura

Heriberto Barrientos Márquez/El Diario

miércoles, 13 octubre 2021 | 05:00

Chihuahua.- El ex líder juvenil nacional del PRI Christopher James Barousse declaró ayer a El Diario que fue presionado y torturado por dos fiscales en la administración anterior, quienes acudieron hasta su celda en el mes de febrero de este año a cambio de que mintiera diciendo que había visto a la actual gobernadora Maru Campos recibiendo dinero de manos de César Duarte.

“Era una locura, me pedían eso a cambio de no meterse con mi familia ni detener a mi mama, literalmente eran unos corruptos y sin vergüenzas”, mencionó.

James Barousse recordó que esta en una batalla jurídica para comprobar su inocencia y donde solo él y la actual gobernadora fueron vinculados a proceso por la llamada nómina secreta, aunque a la mandataria la absolvieron totalmente previo a asumir el cargo por falta de pruebas.

Mencionó que entonces la gran interrogante es ¿Dónde quedaron los cientos de nombres que decían habían aparecido en las bóvedas de Hacienda y en los ranchos de Duarte?, pues la fiscalía estatal en la administración de Javier Corral no acuso a nadie más pero mediáticamente utilizó el tema permanentemente.

“Hoy sale Javier Corral a decir una serie de tonterías, pero a mí me vincularon un mes antes de que se definiera la candidatura de Maru, así como a ella le ofreció Gustavo Madero la plurinominal federal para que desistiera en ser gobernadora; a mí también me propusieron los fiscales y a mis abogados, gente directa del fiscal les ofrecían criterios de oportunidad.

Les decían (sic) “oiga, dígale a Christopher que acepte el criterio, que no nos pague, le hacemos como con Ricardo Yáñez, con pagos chiquitos que nunca va pagar, al rato también se los quitamos”, así decían esos güeyes”.

El ex líder nacional juvenil del PRI mencionó que estos ofrecimientos eran cuando lo sacaban de su celda y lo metían a un cuarto en el área de COC, en el hospital del Cereso 1 de Aquiles Serdán.

“Aparte de la tortura a la que fui expuesto, pues me tenían la luz prendida las 24 horas, de mandarte comida de lo peor los primeros días, de levantarte en la madrugada. Yo tenía cámaras de vigilancia las 24 horas como si fuera el chapo; yo dure 135 días y salí el 18 de marzo porque no sabían cómo tenerme dentro.

Me amenazaban diciéndome que me iban a sacar otra carpeta y yo les decían, pues sáquenla, porque teníamos un contador donde quitábamos los días a ese gobierno que fue nefasto, pero ya todo será denunciado en su oportunidad y no voy a desistir hasta que esos desgraciados paguen por todo lo que hicieron”, manifestó Christopher James Barousse.