Local

Llegaron en búsqueda de la vacuna y se las negaron

Cuando preguntaron ¿por qué?, recibieron un 'porque no' de respuesta

Tomada de internet / Fotografía ilustrativa

Manuel Quezada/El Diario

jueves, 06 mayo 2021 | 19:41

Llegaron en búsqueda de la vacuna al módulo de la Universidad del Valle de México (UVM) animados por el ofrecimiento de que se inmunizaría también “a faltantes”, pero se las negó el personal de la Secretaría del Bienestar.

María Luisa Fernández de 80 años y su esposo de 85 llegaron a ese lugar poco antes de las cuatro de la tarde, cuando ya no había fila de vehículos en espera, unas 10 personas en silla de ruedas y unos 20 adultos en fila de pie, y aunque ofrecieron esperar hasta las seis, cuando ya no hubiera nadie, para ser vacunados, pero solo recibieron una negativa enfática “no”.

Indicó que se animaron a ir a vacunarse contra el Covid-19 en atención a que en la convocatoria decía con apellido de la F a la Z (y faltantes), y en ese último apartado cabían su esposo y ella, ya que no se habían puesto la primera dosis.

“Fuimos por la tarde alrededor de las cuatro de la tarde y nos la negaron, y le decíamos a la señorita que podíamos esperar y que pasando las seis de la tarde, de las que le sobraran se las pusieran. Pero nos dijeron que no”, narró María Luisa Fernández.

Le dije que por qué, si la primera y la segunda dosis era la misma, y tajantemente contestó - “porque no”. Luego le pregunté y qué van a hacer con ellas, “las guardamos”, añadió.

 María Luisa Fernández dijo que no hubo más justificación para negar la vacuna, más que era que se trataba de segundas dosis, pero los avisos que se pasaban por los periódicos y otros medios, decían “y faltantes”.

Informó que no estuvimos mucho tiempo de espera para llegar al filtro donde les negaron la vacuna, incluso a la hora que se regresaron no había un solo auto y en la fila de adentro había muy pocas personas.

Señaló que ellos están sanos, no tenían ninguna enfermedad que les impidiera recibir la vacuna. “mi esposo y yo, entramos de propio pie, no llegamos en silla de ruedas, ni tenemos nada”.

A pregunta expresa dijo que no acudieron a la primera dosis, por estar pensando, la cantidad de gente que acudió y hasta por dejar las cosas por decidía.

Señaló que gracias a Dios tenían los medios para buscar la vacuna de otra manera, pero fueron como mexicanos a exigir su derecho a la salud.

“Lo que da mucho coraje es como nos trataron, y que se me defender, pero pienso cómo lo harán con aquellos que acuden a duras penas y no se atreven a reclamar, ni pedir sus derechos. Es lo que nos da coraje con este México, abusan de la gente que no sabe protestar y defenderse”, señaló María Luisa Fernández.

Dijo que no pudo identificar al personal del Bienestar que les negó la vacuna, ya que no portan el nombre, solo se identifican por sus chalecos y gorros color caqui.

Dijo que no fueron los únicas a quienes se les negó la vacuna, ya que hubo otros casos en los que la gente extravió su comprobante de la primera vacuna y no presentaban el formato de la segunda, y les indicaron que así no podían recibir el biológico.

La ciudadana reiteró que una vez descongeladas las vacunas, no se pueden guardar, por lo que no les cuesta ponérselas a todo el mundo que llegue, hasta la gente que no cumpla con los requisitos de la edad, si ya están ahí, que se las pongan.

Entre más gente este vacunada en México, más salud se tendrá algún día, enfatizó María Luisa Fernández.

Finalmente dijo que se quejó públicamente del trato y la negativa de la vacuna, no por ella, ya que tiene forma de ponerse la vacuna en Estados Unidos, donde tiene familiares, sino por la gente que no tiene voz en este país