Local

Necropsia revela mentiras de los agentes

Estudio revela que exministerial pudo murió cuando fue detenido

De la Redacción/El Diario
sábado, 20 abril 2019 | 06:50
Cortesía

Chihuahua.- El cronotanatodiagnóstico realizado en el Servicio Médico Forense de la Fiscalía General del Estado (FGE), reveló ayer que el exministerial Leopoldo Eduardo Soto Cortez, falleció a las 5 de la mañana del pasado jueves, hora en la que según reportes de la Policía Municipal el hombre fue abordado a la patrulla.

Una fuente al interior de la FGE, informó que el resultado de esos estudios indicó que Soto pudo haber fallecido en el lugar en donde se realizó la detención, frente a su domicilio en la calle 4a. y Francisco Portillo, número 1103 de la colonia Villa Juárez, y que cuando llegó a la Comandancia Sur habían transcurrido varios minutos desde que había muerto.

Además, se presume que el caso requirió la presencia de al menos 12 elementos de la Policía, entre ellos los que trasladaron a la comandancia al hoy fallecido.

Asímismo, los análisis contradicen el reporte que los policías levantaron ante su corporación, y que fueron dados a conocer durante la primera de las dos ruedas de prensa que ofreció el jueves pasado el director de Seguridad Pública Municipal (DSPM), Gilberto Loya.

En ese primer encuentro con la prensa, Loya detalló las horas en las que se fueron sucediendo los hechos, desde el momento en que se recibieron las llamadas de emergencia por un caso de violencia intrafamilar, hasta la llegada de los agentes a la comandancia Sur.

Según informó el director, alrededor de las cinco de la mañana se obligó al hombre a abordar una unidad de policía pero se evadió.

Una vez afuera, él y su esposa protagonizaron una riña contra los agentes y ambos fueron sometidos.

Ella fue finalmente controlada y abordada a una unidad, mientras que él fue trasladado en la parte trasera de una camioneta de la Policía Municipal, la patrulla P281.

Tres agentes subieron a la caja junto con el exministerial, y los otros dos fungieron como piloto y copiloto.

El titular de la DSPM no indicó si al momento de ser trasladado la víctima ya iba inconsciente, pero la fuente al interior de la Fiscalía, presume que así pudo haber sido, pues al cuerpo de Leopoldo Soto se le aplicó el cronotanatodiagnóstico a las nueve de la mañana y el resultado refiere que tenía aproximadamente 4 horas de haber fallecido. El jueves por la tarde el cuerpo fue entregado a sus familiares después de que se le practicaron las pruebas necesarias para establecer causa de muerte.

La Fiscalía General del Estado confirmó que se realizaron todos los procedimientos periciales correspondientes.