Local

'Ningún gobierno ha ido a la quiebra financiera'

Nueva administración estatal tendrá que llevar a cabo las mejores prácticas para salir adelante: director general de SAFRI

Tomada de internet

Manuel Quezada/El Diario

viernes, 03 septiembre 2021 | 05:00

El asesor financiero y director general de SAFRI, Armando Argüello,  señaló ayer que no hay un solo gobierno que haya ido a la quiebra financiera y la nueva administración estatal tendrá que llevar a cabo las mejores prácticas para salir adelante en los siguientes seis años.

Planteó que desafortunadamente nadie tiene la información real de la situación financiera del gobierno del Estado, ya que ahora hay dos bandos encontrados y eso no permite conocer realmente la verdad o la situación de las cosas.

Armando Argüello indicó que hacer un comentario serio sobre las finanzas estatales es complicado porque no se tiene la verdad sobre eso.

Sin embargo, dijo que lo que sí se puede decir es que los primeros seis meses de cada administración son económicamente más lentos porque se vive una etapa de ajusten y revisión de cuentas. “En todos los gobiernos sucede lo mismo, federal, estatal y municipal”.

Indicó que a eso se añade el que haya un conflicto entre los gobernantes entrantes y salientes lo que hace que la información este oculta o sin que se pueda saber la verdad.

No obstante, enfatizó que hasta ahora no hay un gobierno que haya ido a la quiebra y siempre habrá algún superávit  económico y es lo que debe buscar.

Reiteró que el gobierno entrante tendrá que buscar las mejores prácticas para poder sobrellevar la nueva administración durante los siguientes seis años.

Armando Argüello  apuntó que está seguro que la nueva administración va a tener esas herramientas y las va a encontrar.

Dijo que en lo personal no ve preocupante la situación en el tema económico, ya que debe de haber alguna inversión y recursos que van a ayudar a la economía estatal.

Por lo que hace a la deuda publica, dijo que ésta no fue ocasionada por completo en este gobierno, por lo que tampoco debe culparse a esa administración por eso.

En el tema de la reestructura que se hizo de la deuda púbica, indicó que en su momento fue acertada y representó ahorros considerables mensuales sobre los intereses.

Agregó que ahora habría que evaluar si se requiere o no entrar a una nueva reestructura, pero lamentablemente nadie tiene los datos necesarios para ver si es factible, aunque siempre se puede buscar la manera de tener una mejor deuda y acreditación de las finanzas.

En lo que hace al grado de observación que tiene la deuda estatal en el Sistema de Alertas, indicó que todos los gobiernos están vigilados y el problema o tema no es la alerta, sino que se requiere que se administre con honestidad y excelencia.

Agregó que el gobierno del Estado tiene mucha capacidad de generación de ingresos propios y cuenta con una iniciativa privada unida, que de alguna manera van a ser puntuales para el desarrollo de los siguientes seis años.

El asesor financiero subrayó que lo que ya paso, ya no tiene remedio, lo que se tiene que hacer y corregir es hacer lo mejor en lo nuevo, y es ahí donde tiene que trabajar el nuevo gobierno y lo va a lograr, sin dudarlo.

A pregunta expresa, dijo que la creación de nuevos impuesto o de un aumento para mejorar la situación financiera, lo tendrán que decidir la nueva administración y legislatura, pero el problema no son los impuestos, sino que cuando se pagan no se tiene una percepción de que se reflejen en beneficios del contribuyente.

Finalmente apuntó que se requerirá, en ese caso, trabajar porque esa percepción cambie porque no tiene nada de malo pagar impuestos, sino el que se vea que aun y cuando se contribuye, no cambia nada y nos e tiene bienestar como en otros lugares de primer mundo.