Local

'Policías podrían haber incurrido en fraude procesal'

En caso de que los delitos se les impute la medida cautelar tendría que ser prisión preventiva

Archivo/ El Diario

Salud Ochoa/El Diario

domingo, 24 octubre 2021 | 17:20

Los policías que agredieron al reportero de El Diario, y que serán presentados ante el juez el próximo 8 de noviembre, podrían haber incurrido en fraude procesal al intentar alterar el informe de hechos presentado, señaló el abogado y legislador Óscar Castrejón.

“Si intentaron cambiar el informe pueden ser acusados por falsear declaraciones o hasta fraude procesal porque quisieron inventar pruebas para salvarse, pero eso se sabrá hasta que se les formule la imputación”.

Además, dijo, en caso de que los delitos que se les imputen sean abuso de autoridad y tortura, la medida cautelar tendría que ser prisión preventiva y podría haber también concurso de delitos en los que la sanción aumentaría.

“No podemos en este momento hablar de una sanción determinad porque necesitamos conocer la acusación que se les haga. Puede haber concurso de delitos y aumenta la sanción. Me imagino que serán imputados por abuso de autoridad y tortura entonces no tendrían derecho a una medida cautelar distinta a la prisión preventiva”.

Castrejón fue enfático al señalar que las autoridades son quienes deben poner el ejemplo en el cumplimiento de la ley y demostrar con ello, que Chihuahua es respetuosa de ésta y de los ciudadanos.

“Me parece muy importante que haya cero impunidad y más tratándose de autoridades porque son éstas las que tienen que poner el ejemplo en el cumplimiento de la ley. No podemos tratar así al pueblo, no se puede tratar así a las personas. Tenemos que saber que Chihuahua es respetuosa de la autoridad entonces la autoridad debe ser respetuosa de los ciudadanos. No hay que olvidar el caso del guardia de seguridad de Javier Corral que agredió a un reportero, para evitar que continúe la repetición de esos actos. Por mínima que sea la falta no debe quedar impune”, puntualizó. El reportero de esta casa editora fue agredido por elementos de la policía municipal el domingo 12 de septiembre cuando acudió a la cobertura de un accidente en la vialidad Sacramento, a la altura de la empresa Cementos de Chihuahua. Tras realizar el reporte correspondiente y a punto de retirarse del sitio sobrevino una discusión con un policía por el tema del cordón amarillo con el que se delimita las escenas. El uniformado se molestó y luego de gritos y amenazas junto con otro policía, recargaron al reportero en la caja de una camioneta y lo esposaron. Lo aventaron al interior de la unidad y ya adentro uno de los elementos le propinó dos golpes con el puño cerrado en la parte derecha de la cara. Ibarra fue trasladado a la comandancia norte y recluido en una celda -aun esposadojunto a otro detenido que estaba bajo el influjo de las drogas. Allí continuó alrededor de 40 minutos más y posteriormente fue llevado al médico de la comandancia, quien confirmó la existencia de lesiones ocasionadas tanto por las esposas como por los golpes. Una hora después fue llevado ante el juez quien le explicó la versión que los policías presentaron, que en realidad eran cuatro distintas: la primera fue por intransigente, la segunda por agresión física y verbal, la tercera por entorpecer labores y la cuarta porque se cruzó el cordón. Luego de escuchar la versión del agredido, le dio a conocer sus derechos, hizo apuntes e informó que todo sería una amonestación y lo dejaría en libertad, pero que era un proceso que iba a quedar asentado en el expediente.