Local

Presentan vecinos de Santo Niño nuevo amparo

Piden suspensión provisional porque el predio de la obra está a nombre de Pemex y no de Gobierno del Estado

Carlos González/El Diario
jueves, 10 octubre 2019 | 09:41
Francisco López/El Diario

Chihuahua.- El nuevo amparo presentado por los vecinos de la colonia Santo Niño en contra de la construcción del Centro de Atención Múltiple (CAM), pide la suspensión provisional de la obra debido a que el terreno de las canchas “Pepe” Castillo se encuentra a nombre de Pemex y no del Gobierno del Estado, por lo que el permiso de construcción emitido por el municipio es ilegal, afirmó el representante legal Juan Pablo Barrio. 

“Las canchas están a nombre de Petróleos Mexicanos según consta el Registro Público de la Propiedad”, comentó el abogado, quien además dio a conocer que tiene en su poder un oficio en el que el director de Desarrollo Urbano del Municipio, Gabriel Valdez Juárez, reconoce y firma que no existe registro físico y digital sobre el propietario del inmueble, por lo que la autorización brindada por esa dependencia es ilegal. 

“Nosotros señalamos que como no está acreditada la propiedad, no puede ser expedido ningún permiso de construcción, por lo que ya pedimos al Poder Judicial que se revise y que mientras tanto, la obra sea detenida”. 

Juan Pablo Barrio dejó claro que el permiso actual de construcción con el que reanudaron los trabajos, está referenciado al número 2703, sin embargo, no corresponde a las canchas, sino a la propiedad de uno de los vecinos y que ello está asentado en sus escrituras originales. 

Los vecinos de la colonia Santo Niños y su abogado esperan que el día de hoy se les brinde una respuesta al amparo y se cancele la licencia de construcción mientras que se revise su fundamento. 

Reiteró que la licencia se otorgó sin que el Gobierno del Estado haya acreditado la propiedad sobre esa fracción, situación que esperan se resuelva a favor de la comunidad y sea uno de los argumentos con los que se cancele el proyecto en ese lugar. 

Durante el proceso se han interpuesto otros dos amparos, el primero que tiene que ver con la elección de la zona para la instalación del CAM y el segundo, dirigido a la legalidad de la licencia de demolición, el cual será resuelta el próximo 23 de octubre.