Local
Cuestiona gobernadora ola de violencia aquí

¿Qué está sucediendo con la Municipal?: Maru

Se reunirá con el alcalde y jefe de la DSPM para revisar las acciones que se están tomando

Argelia Domínguez/ El Diario

jueves, 14 julio 2022 | 08:10

Chihuahua, Chih.- Ante la escalada de violencia que se ha vivido en la capital desde mayo, la gobernadora, Maru Campos Galván, manifestó que “algo está faltando” en las acciones del Ayuntamiento para inhibir la incidencia delictiva, ya que durante su gestión como alcaldesa dejó una Dirección de Seguridad Pública Municipal (DSPM) robustecida y con todas las capacidades para mantener los homicidios dolosos a la baja. “¿Qué está sucediendo con la Municipal?”, reiteró.

“Tenemos invariable y desgraciadamente un crecimiento en los índices de homicidios aquí en la capital, cosa que no pasaba ya desde hace años. Dejamos una policía muy equipada, bien pagada, dejamos una policía con las herramientas necesarias de inteligencia para poder ayudarle al gobierno municipal a inhibir el delito”, expresó.

Araíz de la masacre de seis personas ocurrida el pasado martes en un “picadero” de la colonia Sahuaros, al norte de la ciudad, la mandataria subrayó que una de las prioridades en materia de seguridad es fortalecer las estrategias en la ciudad de Chihuahua para contener el alza de asesinatos.

Explicó que durante su administración, en el Gobierno Municipal, se trabajó en la capacitación, certificación, equipamiento y dignificación de los policías municipales. Además, el 20 de marzo de 2018 se inició la operación de la Plataforma Escudo Chihuahua (PECUU), con una inversión de 138 millones, que luego se amplió en 102 millones de pesos más para una segunda etapa que permitió aumentar el número de cámaras de vigilancia, botones de alerta y sistemas informáticos para proteger a la ciudadanía.

Abundó que el entonces director de Seguridad Pública, y actual titular de la Policía Estatal, Gilberto Loya Chávez, tomaba la medidas pertinentes para blindar a la ciudad ante cualquier “efecto cucharacha” que significara el traslado de generadores de violencia a la capital.

Sin embargo, los 120 homicidios que se han perpetrado entre mayo y julio exhiben que estas medidas no se están tomando actualmente, por lo tanto, adelantó que trabajará de la mano con el alcalde Marco Bonilla Mendoza y el director de Seguridad Pública, Julio César Salas González, para fortalecer las estrategias preventivas y colaborar en la detención de presuntos criminales con inteligencia e investigación.

“Siempre que sucedía un efecto cucaracha desde cualquier parte del estado, el entonces director de Seguridad Pública, Gilberto Loya y con una servidora, y la parte de seguridad en el municipio, veíamos la estrategia para que esta operación cucaracha no llegara al municipio de Chihuahua y blindar el municipio y pareciera que esto no se está haciendo y por eso necesitan el gobierno municipal y la DSPM este apoyo de quien ya transitó por estas prácticas”, acoto.

El martes, la ciudad de Chihuahua vivió una jornada violenta que dejó siete personas sin vida, seis de ellas ultimadas dentro de una vivienda ubicada en las calles Desierto de Mojave y Desierto de Colorado, de la colonia Sahuaros, la cual era utilizada como picadero.

Los elementos policíacos que atendieron ese reporte localizaron en el interior del domicilio a cuatro hombres y una mujer tendidos sobre el piso, casi en posición fetal, y atados de pies manos. Una sexta víctima, un varón, tenía un cable amarrado en el cuello y su cuerpo estaba lleno de heridas de arma blanca.

El fiscal general del Estado, Roberto Fierro Duarte, confirmó que la línea de investigación más sólida apunta a que se trató de un asunto de narcomenudeo, producto de disputas entre grupos criminales.

La colonia Sahuaros forma parte del “Distrito Colón”, uno de las seis secciones en las que la DSPM ha dividido la ciudad para realizar sus labores de patrullaje y prevención. Los otros cinco distritos se denominan Villa, Ángel, Zapata, Morelos y Diana, éste último es el de más reciente creación y el único del que se conoce a su coordinadora.

El pasado 26 de abril, el alcalde Marco Bonilla presento a la policía segunda Alba Nidia García como la encargada de dirigir al Distrito Policial Diana y formalizó el arranque de sus operaciones. Sin embargo, al consultar sobre los policías que comandan el resto de los distritos, la DSPM se reservó las identidades por cuestiones de estrategia y seguridad.