Local

Quedará Corral a deber 36 mdp a estancias infantiles

Pone en riesgo cuidado de menores; se compromete a pagar 3.5 millones

Juan Alanís/El Diario / Protesta en días pasados

De la Redacción/El Diario

miércoles, 14 julio 2021 | 09:54

Chihuahua.- El Gobierno del Estado quedará a deber más de 36 millones de pesos a estancias infantiles de Ciudad Juárez y Chihuahua, denunciaron grupos civiles.

De acuerdo con Isabel López, directora de la asociación Formación en Valores de Niñas, Niños y Adolescentes (Fovannya), el Estado adeuda actualmente más de 21 millones de pesos a las estancias infantiles en la frontera, por lo que tienen que buscar apoyos con empresas y fundaciones para no afectar los bolsillos de los padres.

En tanto que en la ciudad de Chihuahua el gobierno de Javier Corral dejará una deuda de 15 millones de pesos a los centros de cuidado infantil, aun cuando el Estado cumpla su promesa de pagar antes del 2 de agosto 3.5 millones de pesos, dijo la propietaria de una estancia.

Catalina Castillo, coordinadora de la Red por los Derechos de la Infancia en Juárez, refirió que sin el apoyo del Estado a las estancias infantiles y casas de cuidado diario tienen un gran retroceso, lo que pone en riesgo el cuidado de los menores.

El Gobierno del Estado se comprometió a pagar lo correspondiente a los primeros tres meses del año a las estancias infantiles antes del 2 de agosto; es decir, un monto de 3.5 millones de pesos, por lo cual Javier Corral dejará una deuda de 15 millones de pesos a los centros de cuidado infantil.

Así lo dio a conocer Isabel López, propietaria de uno de estos centros, quien afirmó que el acuerdo se logró luego de la reunión que el pasado lunes sostuvieron con funcionarios de la Secretaría de Desarrollo Social.

En el presupuesto de egresos del gobierno estatal para el 2021 se incluye un recurso de 19 millones de pesos para 119 estancias infantiles que continúan operando en el estado, lo que constituye un apoyo de casi 160 mil pesos para cada centro de cuidado infantil por año. Sin embargo, a la fecha, no se ha entregado un solo peso y únicamente se tiene el compromiso hecho por el jefe del gabinete estatal Jesús Mesta Fitzmaurice de pagar lo correspondiente a los primeros tres meses del año, que serían alrededor de 30 mil pesos para cada una.

Además, queda pendiente el recurso que se autorizó en 2020 para la ampliación y remodelación de estancias infantiles, esto por medio de un concurso público en el que alrededor de 34 centros fueron acreedores a este beneficio y hasta el momento no han recibido un solo peso.

Ante esto, Isabel López manifestó que habrán de esperar al 2 de agosto para verificar que se haya realizado el depósito correspondiente, de lo contrario realizarán diversas acciones para exigir al Estado el cumplimiento.

CONDENAN DIPUTADOS RECORTES AL CRIT

Diputados locales criticaron que el Gobierno del Estado haya dejado sin pagos a las estancias infantiles, ya que fue en compromiso que se hizo con las personas que prestan este servicio para beneficio de las familias de la entidad. Legisladores como Arturo Parga dijeron que ante la pandemia muchos de los recursos debieron reasignarse, pero en el caso de las estancias, se les debió garantizar su operación.

Adicionalmente, la administración de Javier Corral redujo más del 50 por ciento las aportaciones que por ley debe realizar el Estado al CRIT, lo que ha provocado una severa disminución en los servicios que presta.

Por parte del CRIT, Guillermo Daumas Müller, subdirector de Relaciones Públicas, dio a conocer que alrededor de 400 familias por año ya no fueron atendidas debido a la reducción de presupuesto por parte de la actual administración estatal. Ante ello, se eliminaron 38 plazas de colaboradores, quienes atendían a los menores de edad, y por este motivo sólo alrededor de 600 familias por año pueden beneficiarse de los servicios que se brindan en la actualidad.

El diputado local, Miguel Colunga, expresó que no se puede dejar a los pacientes sin terapias, debido a que se trata de un servicio que está absorbiendo el CRIT y es una descarga para el Estado. Apuntó que la pandemia no es un pretexto para haber cortado los fondo.