Local

Requieren 300 nuevas plazas para poner en funcionamiento salas orales

Requieren alrededor de 600 millones de pesos adicionales para poder instalar, equipar y contratar al personal necesario

cortesía

Heriberto Barrientos

jueves, 23 septiembre 2021 | 10:11

El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) necesita contratar 300 nuevas plazas para poder poner en funcionamiento las salas orales laborales, que por mandato legal y Constitucional deberán comenzar a operar a partir del primero de mayo de 2022, sin embargo el principal problema que enfrentan es que no hay presupuesto autorizado.

El Poder Judicial del Estado informó ayer que se necesitan alrededor de 600 millones de pesos adicionales para poder instalar, equipar y contratar al personal necesario para dichas salas, que estarán en los principales distritos judiciales ubicados en Ciudad Juárez, Chihuahua, Delicias, Cuauhtémoc y Parral.

Por lo anterior ya se están buscando distintas alternativas, incluso el tratar de acceder a fondos internacionales.

El Diario solicitó ayer una entrevista con el titular del Tribunal Superior de Justicia (TSJ), magistrado Pablo Héctor González Villalobos quien estaba fuera de la ciudad.

Sin embargo el portavoz Israel Hernández mencionó que efectivamente el Poder Judicial conoce de la difícil situación económica por la que atraviesa el Estado.

En ese sentido hay una buena comunicación y acercamiento con la Secretaría de Hacienda estatal en donde se está revisando el asunto, de igual manera con la Secretaría del Trabajo y Previsión Social.

Para el Poder Judicial desde hace meses han estado en constante comunicación con el Poder Ejecutivo estatal, para ver la factibilidad de obtener recursos para la implementación de esas nuevas disposiciones en materia laboral, donde los juicios deberán desarrollarse similar al sistema penal acusatorio.

Para este fin se tienen que edificar y equipar las salas de audiencias laborales, en donde se necesitan al menos 300 nuevas plazas, asimismo se está buscando la disponibilidad del presupuesto.

Israel Hernández comentó que el propio Tribunal de Justicia ha estado realizando con recursos e infraestructura propia algunas adecuaciones, pero se necesita una inversión de 600 millones de pesos para que el proyecto de reforma laboral se lleve a la práctica.