Local

Restringen visitas en centros penitenciarios

Estas medidas son adoptadas por recomendación de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH)

Miguel Silva/El Diario

domingo, 22 marzo 2020 | 18:10

Chihuahua.- Las visitas a los centros penitenciarios han sido restringidas y aquellas personas que presenten más de 38 grados de temperatura corporal no podrán ingresar y serán canalizadas a centros médicos, esto como parte de las medidas preventivas por Covid-19. 

Estas medidas son adoptadas por recomendación de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), pues al encontrarse encerrada, la población reclusa corre un riesgo de contagio que se puede extender a custodios y demás personal que labora en estos centros. 

Las autoridades penitenciarias revisarán a cada persona que acuda a visitar a su familiar en los ceresos y en su ingreso se le habrá de tomar la temperatura, además de un breve formulario y si supera los 38 grados centígrados de temperatura corporal, no se le permitirá el acceso. 

Los centros de reclusión están obligados a informar a la población penitenciaria, visitantes y personal que ahí labora sobre las medidas preventivas que deberán adoptarse para evitar el contagio. 

Establecer un programa de seguimiento sobre las últimas novedades en relación con el Covid-19, y seguir los consejos que emitan las autoridades prestadoras de los servicios de salud del ámbito local y federal sobre las medidas de protección. 

Sensibilizar a los visitantes y personal penitenciario sobre las zonas de mayor peligro; en la medida de lo posible evitar desplazarse a estas zonas a fin de evitar el contagio. 

Se doten en la medida de lo posible de productos necesarios, entre los que encuentren agua y jabón, a fin de atender, además, de la población penitenciaria, visitantes y empleados, a aquellos grupos que por situaciones especiales de edad (niños o adultos mayores) o de salud (con enfermedades crónico degenerativas) tengan un mayor grado de riesgo para el contagio de este tipo de virus, y en caso de que se detecte algún cuadro sospechoso en algún centro de reclusión, se deberá informar de manera inmediata al personal médico con el fin de que realice un diagnóstico específico, y en caso de un probable caso de Covid-19 notificar a la Autoridad de Salud correspondiente, a fin de confirmar o descartar el mismo y en su caso, determinar las medidas correspondientes.