Local

Se duplican quejas de migrantes ante la CNDH

A la fecha se tiene el registro de 26

Archivo/El Diario

Bernardo Islas/El Diario

jueves, 03 octubre 2019 | 15:10

Chihuahua.- Las quejas de migrantes ante la Comisión Nacional de los Derechos Humanos se duplicaron este año en comparación al 2018, debido a que a la fecha se tiene el registro de 26 quejas contra las 12, según el informe del Sistema Nacional de Alerta de Violación de los Derechos Humanos.

El informe que se presenta actualmente señala que la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados está en el segundo lugar a nivel estatal en cuanto a quejas con 14, cuando en el 2018 cerró con solamente dos.

Las principales quejas de los migrantes en esta instancia federal es faltar a la legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficacia en el desempeño de las funciones, empleos, cargos o comisiones, además de prestar indebidamente el servicio público.

Cabe señalar que es la primera vez en al menos en los últimos 5 años que la dependencia de ayuda a refugiados recibe varias quejas ante derechos humanos en la entidad, quedando en segundo lugar con el 11.76 por ciento, misma cantidad y porcentaje que la Secretaría de la Defensa Nacional.

La otra dependencia que también ha recibido quejas de migrantes es el Instituto Nacional de Migración de la Secretaría de Gobernación (12), las cuáles son en el mismo tenor que las presentadas en la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados, pero se agrega acciones y omisiones que trasgreden los derechos a los migrantes y de sus familias.

Mientras que en el 2018 las quejas contra la dependencia fue de 10, por los mismo motivos que se presentan este año.

Cabe señalar que tradicionalmente el Instituto Mexicano del Seguro Social encabeza la listas de las quejas y en esta ocasión no es la excepción, ya que cuenta con 37 siedo el 31.09 por ciento de las 119 que van hasta el momento, las cuáles son por faltar a la legalidad, honradez, lealtad, imparcialidad y eficacia en el desempeño de las funciones, empleos, cargos o comisiones, prestar indebidamente el servicio público, además de omitir proporcionar atención médica.