Local
Solo realizaron 6 vuelos

Se llevaron a NL bombardeo de nubes

La Sedena había anunciado que estimulación de lluvias aquí duraría hasta septiembre

Eduardo González / El Diario

miércoles, 27 julio 2022 | 15:00

Chihuahua.- El Programa de Estimulación de Lluvias para Mitigar la Sequía, en Chihuahua a través del “bombardeo” químico de nubes, que implementaría la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), en coodinación con la Comisión Nacional del Agua (Conagua) y la Comisión Nacional de Zonas Áridas (Conaza), hasta el mes de septiembre, lleva casi un mes detenido, pues la aeronave fue enviada a Nuevo León.

Personal de la Base Aérea Militar No.13 con sede en esta ciudad, confirmó que la aeronave King Air 350i, voló para recibir mantenimiento preventivo a la Base Aérea Militar de Santa Lucía, en el Estado de México, durante los primeros días del presente mes. Esto, luego de realizar apenas seis vuelos en el estado, durante el 20 y el 30 de junio. 

Sin embargo, tras finalizar la etapa de revisión mecánica, se acordó que, (sin retomar tareas en Chihuahua) realizaría operaciones en el estado de Nuevo León, ante la sequía que vive dicha entidad. 

Las acciones realizadas durante el mes de junio en territorio chihuahuense, pretendían generar condiciones de lluvia para la irrigación de campos de cultivo de 15 municipios, donde se cuenta con una extensión de siembra de 89,302 hectáreas de frijol y 63 mil 435 de maiz. 

El proceso de estimulación de lluvias, consiste en rociar, desde las alturas, cientos de litros de yoduro de plata sobreenfriado en una solución de acetona sobre dos tipos de nubes que son específicas de lluvia: la cumulonimbus, que es una nube grande de tormenta y de crecimiento vertical que se desarrollan entre los 18 y los 20 kilómetros de altura y la nube nimbostratus, clasificada como portadora de lluvia. 

Especialistas establecen que en condiciones de nubosidad propicias, el “bombardeo” ayuda a incrementar las lluvias desde un 15 hasta un 25 por ciento.

Eduardo Luis Prieto Valles, coordinador estatal del proyecto de estimulación de lluvias, confirmó, por su parte, como fecha tentativa para retomar el programa, el próximo 31 de julio.

Operaciones en junio

La tripulación conformada por Eduardo Alvarado Barrera, Francisco Menes Torres, Jose Marcelino Gutierrez Gonzalez, Luis Fernando Gomez Ordaz, Eduardo Luis Prieto Valles y Martin Maynez Chavarria, aplicó el químico en una extensión de más de 5 mil 500 kilómetros cuadrados del polígono suroeste del estado, en donde se tenían condiciones de nubosidad propicias para generar la lluvia. 

Durante el vuelo realizado el día 20 de junio, comenzaron por el Norte del polígono en el municipio de Guerrero, donde se presentó gran nubosidad y las condiciones óptimas para la estimulación de las mismas. 

Luego continuaron al Sur realizando la estimulación en los municipios de: Bocoyna, Carichi, Nonoava, Balleza, después rumbo al Este hacia San Francisco del Oro y posteriormente hacia el Norte, pasando por Huejotitan para terminar en Valle del Rosario. 

El día 21 de junio sobrevolaron por la región centro-norte del polígono en el municipio de San Francisco de Borja debido a que las condiciones en el norte apenas se estaban desarrollando, procedieron hacia el municipio de Carichí y de ahí a Guachochi y Balleza, después a los municipios de El Tule y Huejotitan, luego procedieron a Nonoava y Guerrero. 

Las tareas del día 29 de junio, iniciaron por la región norte del polígono en el municipio de Guerrero, donde el equipo estimuló sobre la localidad de Pachera. 

En el mismo recorrido aplicaron el químico en el cielo de Bahunocachi, municipio de Bocoyna, Baqueachi y Ojos Azules municipio de Carichi. 

Finalmente, en el vuelo del día 30 de junio la estimulación se realizó de Sur a Norte, y se contemplaron los cielos de los municipios de Santa Barbara, El Tule, Valle del Rosario, Nonoava, Carichí, Bocoyna y Guerrero. La nubosidad fue en su mayoría Nimbostratus y un poco de Cumulonimbus.