Local
En municipios de la sierra

Seguirá UACh sin enviar médicos a zonas de riesgo

‘La prioridad es salvaguardar la integridad de los pasantes’, responde a solicitud de información

Heriberto Barrientos/ El Diario

domingo, 08 enero 2023 | 07:55

Chihuahua, Chih.- Con la finalidad de salvaguardar la integridad de los médicos universitarios, la máxima Casa de Estudios informó que no acepta enviar a sus estudiantes a las zonas de municipios considerados como de “alto riesgo”.

Sin embargo, la Universidad Autónoma de Chihuahua (UACH) informó a El Diario que actualmente 44 médicos pasantes realizan su servicio social en la zona serrana, donde permanecen por un año completo, brindando atención médica a los habitantes de las diversas comunidades que colindan con la Sierra Tarahumara.

Oficialmente a una solicitud de información solicitada por este medio de comunicación, la institución universitaria respondió esta semana que “las autoridades de la Facultad de Medicina y Ciencias Biomédicas de la UACH no aceptan plazas en zonas de alto riesgo, es decir en donde se estén presentando altos índices delincuenciales”.

Además, cada sede designada para realizar el servicio social, tiene su protocolo de seguridad para que en caso de presentarse alguna situación que vulnere su seguridad se evacúe y aleje al pasante de la situación en peligro”, citó.

Y agregó textualmente que “es importante recordar que los médicos pasantes, juegan un papel de suma importancia, ya que contribuyen al conocimiento y diagnóstico de los problemas de salud que aquejan a la población rural principalmente, además ayudan a la elaboración de perfiles sanitarios para poder identificar el comportamiento de sus principales indicadores de salud; los problemas sanitarios y asistenciales más importantes; ofrecer a las autoridades recomendaciones que les orientaran en la planificación y aplicación de políticas de salud con el objeto de mejorar las condiciones y calidad de vida de las comunidades”.

El pasado primero de enero del presente año este medio de comunicación preguntó al rector Luis Alfonso Rivera Campos cuáles eran las medidas de seguridad que estaban implementando para garantizar la seguridad de sus estudiantes en la Sierra Tarahumara.

A lo que a su vez respondió: “Mire, es un tema muy serio que nos afecta a la universidad, sobre todo a las áreas de la salud pero que no está en nuestras manos resolverlo”.

Nosotros no somos quienes pudiéramos aperturar espacios en áreas seguras o inseguras, si no son las autoridades de Salud; ese tema creo que también lo podríamos resolver a través del proyecto del nuevo hospital teniendo un espacio de ese nivel.

Pero mientras llegamos a ese punto, si buscamos ese acercamiento porque vemos que hay solicitudes de otros jóvenes de ciencias de la salud que tienen mayor facilidad que los universitarios, ellos no tienen esos riesgos, entonces queremos mayor seguridad para nuestros alumnos, que se den en las mejores condiciones.

No le podemos poner a cada estudiante que se va a lugares apartados una cápsula de blindaje o un policía, son experiencias fuertes y tenemos que garantizarles la seguridad”, finalizó.

Es una medida que viene desde el año pasado

El Diario publicó en agosto del 2022 que tras el asesinato de la anestesióloga del IMSS Massiel Mexia Medina, de 38 años, ocurrido en San Juanito el 11 de julio, se generaron diversas manifestaciones de médicos, enfermeros y odontólogos que exigían garantías para realizar su trabajo de manera segura.

Además, la UACH confirmó que mantendría cerradas 31 plazas, entre ellas las comunidades de Cajurichi (Ocampo), Cusárare (Guachochi), Pablo Amaya (Gómez Farías), Benito Juárez (Buenaventura), Romurichi (Ocampo), Choguita (Guachochi), Pajares, San Ignacio (Batopilas), San Antonio (Guadalupe y Calvo), Tehuerichi (Carichí), Salvador Zubirán (Cusihuiriachi), Francisco Madero (Bachíniva), La Junta (Guerrero), Areachi (Batopilas), Tomochi (Guerrero), San Lorenzo (Buenaventura), Naica (Saucillo), San Francisco de Conchos, Basaseachi (Ocampo) y San Juanito (Bocoyna).

Por ello, el 8 de agosto, en la Mesa de Seguridad se acordó desarrollar una estrategia para garantizar la integridad física de los profesionales de la salud en “zonas calientes” el cual fue presentado ayer al secretario de Salud, Felipe Sandoval Magallanes; el delegado del IMSS, Arturo Bonilla y Calderón; el delegado del Issste, Jorge Domínguez Lima y el rector de la UACH, Jesús Villalobos Jión, así como representantes de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ).