Local
Hoy, Día Mundial de la Radiología

Ser radiólogo llevó a Ever a estudiar para cirujano dentista

Esta profesión, ayuda a tener diagnósticos más certeros

Alejandra Sánchez/ El Diario

martes, 08 noviembre 2022 | 08:30

Chihuahua, Chih.- “La radiología, es muy importante ya que es una especialidad médica que se encarga del estudio, diagnóstico y pronóstico para el paciente; está hecha justo para atender y detectar las patologías que pudiera presentar alguna persona”, expresó Éver Sáenz González, quien además es cirujano dentista.

Hoy, se conmemora el Día Mundial de la Radiología en honor al aniversario del descubrimiento de los rayos X por Wilhelm Conrad Roentgen, en 1895.

Este día busca atraer la atención del público y crear conciencia de los beneficios de la imagenología médica y de su evolución a través de una constante innovación tecnológica.

“Esta rama es de gran ayuda para la exploración física, para tener un diagnóstico un poquito más certero de lo que está presentando el paciente; gracias a esto, se ha logrado obtener mayores diagnósticos en cuanto a patologías que se presentan en el cuerpo humano”, expresó Éver Sáenz.

Según sus palabras, esto no es sólo de uso médico sino también como odontólogos pues esto nos ayuda bastante a solucionar también enfermedades de la boca.

Para él, la representación de la radiología es fundamental puesto que gracias a esto, también se han podido prevenir enfermedades.

Otros de los objetivos de conmemorar esta fecha, es destacar el papel esencial del radiólogo como parte del equipo de salud y los altos estándares educativos y profesionales que requiere el personal que trabaja en este campo.

La radiología tiene su origen a finales del siglo XIX, cuando el físico alemán Wilhelm Conrad Roentgen descubrió por casualidad los rayos X mientras realizaba experimentos con tubos de vacío y un generador eléctrico, acción que lo llevó a recibir el Primer Premio Nobel en física, en 1901.

Luego de este inesperado hallazgo, Conrad Roentgen se dedicó a investigar estos singulares rayos que denominó “Rayos X” por no saber su exacta naturaleza.

Posteriormente descubrió que estos rayos ennegrecían las placas fotográficas y que podía hacer impresiones de las cosas densas, incluso de los huesos, dando origen a las radiografías.

La primera radiografía fue realizada el 22 de diciembre de 1895, era la imagen de la mano de la esposa de Roentgen, Anna Bertha Ludwing.

Más adelante, la física francesa de origen polaco, María Sklodowska de Curie realizó varios experimentos químicos en los que descubrió el elemento radioactivo denominado “radio”, a finales de 1898.

Al comenzar el siglo XX, Marie Curie y su esposo Pierre Curie realizaron experimentos industriales para producir radio con fines médicos y al mismo tiempo experiencias médicas con la radiación. En 1903, tras obtener el doctorado en ciencias físicas, Pierre y Marie Curie recibieron juntamente el Premio Nobel de Física.

Marie Curie colaboró con el gobierno de Francia para crear equipos portátiles de Rayos X que fueron utilizados para localizar fragmentos de bala en los soldados heridos. Estas máquinas consistían en un equipo de rayos X montado en un auto, con una sala oscura para revelado y un dinamo para generar toda la electricidad necesaria. Todo funcionaba con base en el motor de gasolina del coche. Este invento salvó muchas vidas.

El resultado de esta iniciativa perduró más allá de la guerra, ya que muchos de los equipos se quedaron en los hospitales de las zonas donde fueron enviados durante el conflicto. En total se estima que 1.2 millones de heridos fueron examinados en las unidades de rayos X que Curie ayudó a instalar en los hospitales de campaña, y en los dos últimos años de la contienda se realizaron más de 900 mil exámenes rutinarios con ellos.

A partir de esta aplicación masiva de los rayos X, la radiología se estableció como una herramienta para el diagnóstico médico.

La radiología ayuda a identificar lesiones o fracturas a causa de traumatismos (con rayos X); la detección temprana del cáncer de mama (a través de la mastografía), el seguimiento del adecuado desarrollo y la detección de posibles anormalidades en el feto (con el ultrasonido); o el uso conjunto de radiofármacos y PET para diagnóstico oportuno de tumores de origen endócrino.