Nacional

Advierte OCDE retos para México por Covid

El país cuenta con 3.3 camas en la unidad de cuidados intensivos por cada 100 mil habitantes, según informe

Reforma

Natalia Vitela/ Reforma

miércoles, 17 junio 2020 | 06:44

Ciudad de México.- Las carencias de infraestructura hospitalaria y personal médico, aunado a los problemas de salud de los mexicanos, pueden complicar la respuesta del país al Covid-19.

Según un informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), para enfrentar la demanda de pacientes críticos con coronavirus, México cuenta con 3.3 camas en la unidad de cuidados intensivos por cada 100 mil habitantes, mientras que el promedio reportado por 13 países de América Latina y el Caribe es de 9.1.

En el documento Panorama de la Salud: Latinoamérica y el Caribe 2020 también se advierte que la fuerza laboral de salud del país, clave en la atención de la pandemia, es de 3 médicos y enfermeras por cada mil habitantes, mientras que el promedio de los países de la OCDE es de 4.7.

Además, México reporta elevados índices de población con peso inadecuado, lo que aumenta el riesgo de muerte en pacientes infectados por el virus.

Mientras que en los países de Latinoamérica y el Caribe, el 61 por ciento de las mujeres tienen sobrepeso, en México y Chile la proporción crece a más del 75 por ciento.

En hombres el promedio regional de sobrepeso es del 53 por ciento, mientras que el de México es del 70 por ciento, sólo detrás de Chile que registra el 74 por ciento.

No obstante, el organismo destacó el avance obtenido en el País con el etiquetado frontal de nutrición.

La epidemia, plantea el análisis del organismo internacional difundido ayer, está poniendo a prueba los sistemas de salud en la región, así como a sus políticas para limitar la propagación de Covid-19.

Dijo que los principales desafíos durante la contingencia serán garantizar el acceso de las poblaciones vulnerables a diagnósticos y tratamientos, así como rastrear a contagiados y trazar sus contactos.

"Particularmente importante será considerar las desigualdades sociales y de salud existentes para asegurar la distribución más equitativa de recursos y acciones", advirtió.

La OCDE llamó a los países de la región a fortalecer las capacidades de salud pública y, particularmente, la vigilancia de enfermedades infecciosas, de modo que las poblaciones, especialmente las más vulnerables, no se vean afectadas por otros brotes.

La fragmentación del sistema de salud en la atención, apuntó, es otro de los retos durante la pandemia ya que implica más gasto al tener subsistemas con funciones duplicadas.

México tiene más del 40 por ciento de su población afiliada a instituciones dependientes de la Secretaría de Salud, junto con la población cubierta por el seguro social, un seguro privado o directamente por la secretaría.