Nacional

Biden pide a Ovidio Guzmán... y AMLO lo tiene

La detención de Ovidio Guzmán derivó en bloqueos y enfrentamientos en Sinaloa

Agencia Reforma

viernes, 06 enero 2023 | 06:12

CDMX.- Tres días antes de que el Presidente de Estados Unidos, Joe Biden, arribe al País, el Gobierno mexicano capturó a Ovidio Guzmán López, líder del Cártel de Sinaloa.

En un operativo que desplegó a 800 efectivos militares, la Guardia Nacional detuvo ayer en la madrugada, en la sindicatura de Jesús María, en Culiacán, Sinaloa, a Guzmán López, requerido por las autoridades de EU desde 2008 y cuya búsqueda fue reactivada en 2021, cuando el Gobierno de Biden ofreció una recompensa de 5 millones de dólares por datos para su captura con fines de extradición.

Guzmán López, de 32 años, ya había sido detenido en octubre de 2019, pero fue liberado de inmediato por orden del Presidente Andrés Manuel López Obrador para evitar una reacción violenta que afectara a la población.

Ovidio fue ingresado la tarde de ayer al Penal del Altiplano, en el Estado de México, el mismo del que escapó su padre, Joaquín "El Chapo" Guzmán, hace 7 años.

Junto con sus hermanos Iván Archivaldo y Jesús Alfredo, Ovidio es considerado un objetivo fundamental para la justicia estadounidense, pues el Cártel de Sinaloa que encabezan es considerado uno de los principales introductores de fentanilo a aquel país, cuyo consumo ha causado más de 100 mil muertes anuales por sobredosis en estadounidenses.

Ovidio enfrenta una orden de detención provisional con fines de extradición girada el 6 de julio de 2018 por la Corte Federal del Distrito de Columbia en Washington, por tráfico de cocaína, metanfetamina y mariguana.

No obstante, el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, negó que el proceso de extradición contra Ovidio Guzmán se resuelva en una operación en fast track y advirtió que tiene cuentas pendientes con la justicia mexicana.

El titular de Sedena, General Luis Cresencio Sandoval, informó que Guzmán fue detenido en la revisión de un convoy de camionetas blindadas en Jesús María, lo que desató una respuesta de delincuentes. Según su reporte, los efectivos oficiales respondieron a la agresión. En el enfrentamiento fueron utilizados helicópteros artillados del Ejército que dispararon en la zona de la captura.

Tras la detención se desató una ola de narcoterror con bloqueos de carreteras en Culiacán, Mazatlán, Los Mochis, Badiraguato y otros municipios sinaloenses. La actividad productiva, educativa y gubernamental fue suspendida. Hubo saqueos a comercios e incendio de camiones. El ataque más grave se produjo en el aeropuerto de Culiacán, con disparos sobre aviones civiles y militares.

El saldo preliminar del operativo fue de un oficial de la Guardia Nacional muerto y 25 agentes federales y estatales heridos en las primeras refriegas. Posteriormente, un Coronel del Ejército murió en un enfrentamiento en Escuinapa, al sur de la entidad.

Atacan aviones; paran aeropuertos

En un intento por evitar el traslado aéreo de Ovidio Guzmán de Culiacán a la Ciudad de México, grupos armados atacaron la mañana de ayer el aeropuerto de esa ciudad.

Ráfagas de armas largas impactaron en el fuselaje de un avión comercial, vuelo 165 de Aeroméxico, que estaba a punto de despegar.

También fueron atacados aviones militares, entre ellos el FAM 3526, cuando aterrizaba.

Aeroméxico reportó que la tripulación y los 61 pasajeros del vuelo 165 estuvieron a salvo y no hubo heridos. Escenas del pánico que se vivió a bordo fueron difundidas en redes sociales.

La Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC) reportó la suspensión de 70 vuelos en el aeropuerto de Culiacán.

Además, fueron suspendidos al menos 22 vuelos desde los aeropuertos de Tijuana, Los Cabos, La Paz, Ciudad Obregón y Ciudad Juárez, con destino a Culiacán, así como 32 vuelos a Mazatlán.

Las terminales de Culiacán, Mazatlán y Los Mochis continuarán cerradas hoy.