Nacional

Desmantelan guardería donde espantaban a niños con La Llorona

Las maestras de la estancia infantil 'Aprendiendo a crecer' argumentaron que la escena fue mal interpretada y que se trataba de un ejercicio de manejo de emociones

Excélsior
miércoles, 03 julio 2019 | 20:49

Puebla


De la noche a la mañana desapareció la estancia infantil “Aprendiendo a crecer”, donde las maestras fueron evidenciadas a través de un video atemorizando a los niños como un método para mantenerlos quietos.

El lunes la maestra Leonor, que de acuerdo con madres de familia es la profesora que aparece en el video, aceptó reunirse con los padres de familia para darles una explicación, argumentando que la escena fue mal interpretada y que se trataba de un ejercicio de manejo de emociones.

"Ese día estaba haciendo una actividad con los chiquitos ¿Qué actividad estaba yo haciendo? Estábamos trabajando una actividad de las emociones. Vamos a hacer caras cuando estamos felices, qué caras hacemos cuando estamos tristes, qué caras hacemos cuando estamos enojados", explicó.

A pesar de ello, la mayoría de los padres decidieron no dejar a sus hijos en la estancia y solicitarle sus papeles.

Pero la sorpresa la recibieron este miércoles al darse cuenta de que la guardería había desaparecido.

El personal quitó la malla que protegía su patio, así como la tabla roca de los salones, además se llevaron gran parte del mobiliario y borraron de la pared sus datos.

"La abrían desde las 7 o 7 y media de la mañana, porque habían papás que los dejaban desde las 7 y media, y las maestras no se han presentado. Ahorita como pueden ver ya está casi vacía la escuela, ya quitaron el enmallado que tenían, eso quiere decir que sí es cierto, o por qué se van”, comentó Viridiana Pérez, madre de familia.

De acuerdo con estas madres de familia, ni la directora de esta escuela, Mireya Taboada, ni las maestras se han presentado para darles una explicación.

Tampoco les regresaron sus papeles ni saben qué pasará con su dinero, ya que muchos habían pagado por adelantado la inscripción y la primera mensualidad del próximo ciclo escolar.

"Mensualmente se iban a estar pagando mil pesos, eran como 950, más o menos mil pesos al mes, entonces nos habían pedido por adelantado el mes de julio y nos habían pedido pagar libros y nos habían ya dado la lista de útiles y nos habían pedido que pagáramos la inscripción, entonces yo pagué la inscripción", comentó.

Por su parte la mamá de uno de los niños afectados ya presentó su denuncia ante la Fiscalía General del Estado por estos hechos, aunque la institución tenía una supuesta clave de la SEP número 21sdi0309n, hasta ahora la Secretaría de Educación Pública no ha confirmado si estaba en su registro.