Nacional

Emilio Lozoya movió en sobornos alrededor de 120 mdd

Hay 16 denuncias en las investigaciones de la UIF

Agencias

sábado, 25 julio 2020 | 17:09

Ciudad de México.- El medio Milenio tuvo acceso a las investigaciones de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) respecto a las acusaciones hacia el ex titular de Pemex, Emilio Lozoya, sobre lavado de dinero.

De acuerdo con el expediente, Lozoya habría movido alrededor de 120 millones de dólares en operaciones irregulares a poderosas empresas mexicanas y de Latinoamérica.

Antes de la campaña del ex presidente Enrique Peña Nieto, Lozoya tuvo nexos con Odebrecht desde 2010, conexión que continuó hasta 2014, ya siendo director de Pemex.

En las investigaciones de la UIF se desprendes 16 denuncias, indica Milenio, a ocho personas físicas y a ocho morales, por depósitos de 73 millones 531 mil 419.85 pesos y 119 millones 75 mil 131.67 dólares, respectivamente.

La UIF también tiene identificadas a doce empresas involucradas, catorce filiales de Odebrecht, tres empresas en listas simuladoras y dos empresas de papel en “paraísos fiscales”.

De lo anterior, sólo una pequeña parte está relacionada con cuentas del ex funcionario, su esposa Marielle Helene Eckes y su empresa, Yacani, esto entre 2015 y 2018. Una suma de un millón 700 mil dólares y 54 millones de pesos son calificadas como procedencia dudosa por la UIF.

En cuanto a Yacani, se detectaron vínculos de accionistas de esa empresa, Altos Hornos de México, con funcionarios de Pemex.

También se identificaron diez cuentas a nombre del ex titular, donde tres suman 45 mil francos suizos, otras tres 60 mil dólares y cuatro de un millón 224 mil euros.

En una de estas se registró el envío a Altos Hornos el 1 de noviembre de 2012, aunque “se desconoce la cantidad, pero fue en diversas divisas”.

Altos Hornos de México está vinculado a la hermana de Lozoya, Gilda Susana, por la entrega de 11 mil dólares en 2011. También con la madre del imputado, Gilda Margarita Austin, por una cuenta de Tochos Holding donde recibió 185 mil dólares en el año 2012, destinados al pago de impuestos y de abogados.

Esta empresa también transfirió 3.7 millones de dólares durante tres ocasiones en 2014 a la compañía austriaca Grangemouth Trading Company,  firma offshore identificada como la que pagaba los sobornos de Odebrecht.

Marielle Helene Eckes, esposa de Lozoya, presentó declaraciones fiscales en ceros en 2014 y 2016, mientras que en 2017 reportó ingresos por 4.2 millones de pesos,  cifra no congruente con la operación internacional ordenada desde Alemania.

La UIF concluye que los recursos operados por Eckes, Lozoya y su empresa Yacani son de procedencia dudosa, pues de febrero del 2015 a octubre del 2018 el monto asciende a 54.2 millones de pesos y 1.7 millones de dólares.

Fuente: www.elimparcial.com