Nacional

En el PRI se declaran "víctimas" de la corrupción de Lozoya y alistan demanda

El dirigente nacional del PRI, Alejandro Moreno, afirmó que "no hay evidencias" de que el partido recibió dinero de forma indebida, por lo que acusó directamente al exdirector de Pemex

Agencias

miércoles, 19 agosto 2020 | 22:00

El dirigente nacional del PRI, Alejandro Moreno, señaló este miércoles que el partido es víctima de los actos de corrupción presuntamente cometidos por Emilio Lozoya, por lo que presentará una denuncia en su contra.

"Este instituto político presentará una denuncia contra el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), porque somos víctimas y queremos que devuelva todo lo que indebidamente recibió", expuso Alejandro Moreno en un comunicado.

El líder priista también criticó que la Procuraduría General de la República (PGR, hoy Fiscalía),  haya abierto una investigación  por el caso Odebrecht sin que consignara a ningún implicado.

"No hay un solo documento que evidencie que en las cuentas del partido entró dinero adicional como lo establece la ley. Le corresponderá a los que son señalados de recibir sobornos aclarar lo pertinente", sostuvo.

Este martes, Imagen Televisión dio a conocer más detalle de la denuncia interpuesta por el exdirector de Pemex, donde asegura que además de los supuestos sobornos entregados a los legisladores, también se entregaron 32 millones de pesos al exsecretario de Finanzas del PRI, Luis Vega Aguilar.

Según Lozoya Austin, la entrega a Vega Aguilar se hizo en tres pagos en abril de 2014, de la siguiente manera:

          

  1. 11 de abril, 6 millones 400,00 pesos.
  2.            
  3. 21 de abril, 12 millones 800,000 pesos.
  4.            
  5. 22 de abril, 12 millones 800,000 pesos.

Alejandro Moreno se pronunció contra cualquier tipo de corrupción, enfatizando que es Emilio Lozoya quien debe pagar por los actos que se le imputan.

En este sentido, pidió a las autoridades correspondientes que se realicen las indagatorias y que no se "politice la justicia".

Emilio Lozoya, quien fuera director de Pemex en el gobierno de Enrique Peña Nieto (2012-2018), enfrenta cargos por dos casos de corrupción: los sobornos de la empresa brasileña Odebrecht y la compra-venta de la planta chatarra de Agro Nitrogenados.

Respecto al primer caso, Lozoya Austin ha declarado ante la Fiscalía General de la República (FGR) que Odebrecht "financió" la campaña de Peña Nieto cuando fue candidato presidencial del PRI.

Este hecho era investigado por la Fiscalía Especializada en Atención de Delitos Electorales (Fepade) hasta que en 2017, el encargado de la PGR, Alberto Elías Beltrán, ordenó la destitución del titular, Santiago Nieto Castillo.

De acuerdo con la acusación de Lozoya, el dinero de la empresa brasileña también habría sido utilizado para sobornar a legisladores en favor de las reformas estructurales del entonces presidente Peña Nieto.

Además del caso Odebrecht, el PRI está bajo la lupa por el supuesto desvío de recursos públicos desde las arcas de Veracruz, Chihuahua y Quintana Roo para las campañas electorales de 2016.

En ese momento, los tres estados eran gobernador por militantes del PRI: Javier Duarte (Veracruz), César Duarte (Chihuahua) y Roberto Borge (Quintana Roo), quienes ya se encuentran detenidos.

Fuente: www.expansion.mx