Nacional

Frenan reaprehensión de Néstor Moreno

Exdirector de la CFE enfrenta una condena de 8 años por enriquecimiento ilícito de 36 mdp

Archivo/ Reforma

Reforma

jueves, 05 septiembre 2019 | 11:35

Ciudad de México.- Un juez federal suspendió la reaprehensión de Néstor Moreno Díaz, exdirector de Operación de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), que enfrenta una condena de ocho años de cárcel por enriquecimiento ilícito de 36 millones de pesos.

Jesús Chávez Hernández, juez Décimo Tercero de Distrito de Amparo Penal, concedió la suspensión provisional, al admitir un amparo para examinar la legalidad de la orden de reaprehensión que, presumiblemente, ya fue librada contra Moreno.

En este juicio, no se revisará la culpabilidad del ex funcionario, pues ese tema ya fue resuelto en definitiva el pasado 23 de mayo por el Tercer Tribunal Colegiado Penal, que negó el amparo directo contra la condena dictada en septiembre de 2017 por un tribunal unitario.

Pero Moreno aún tiene pendiente un recurso de revisión ante la Suprema Corte de Justicia, únicamente para revisar la Constitucionalidad de la redacción del delito de enriquecimiento ilícito, no para revisar los hechos de la acusación que la PGR le fincó en 2011.

Si la Corte falla en su contra, y si el amparo contra la orden de reaprehensión es negado, lo que tomará algunos meses, Moreno tendrá que fugarse o internarse voluntariamente para compurgar la condena, pues durante todo el proceso solo pasó siete meses en prisión preventiva.

La Corte aclaró en 2010 que los amparos contra órdenes de reaprehensión se deben admitir, y se debe conceder la suspensión, ya que dichas órdenes son actos de autoridad que no pueden quedar sin control judicial.

"Con tal medida cautelar solamente se posterga la compurgación de la pena impuesta en la sentencia firme", explicó la Corte.

"Al concederse la suspensión contra la orden de reaprehensión, no se determina que el sentenciado no compurgue la condena, sino que únicamente se postergue hasta en tanto exista certeza legal de que, con independencia de la sentencia firme, tal acto se haya llevado a cabo de acuerdo con la legislación que lo rige", agregó.

El caso contra Moreno, quien por décadas fue un funcionario relevante de la CFE, derivó de un juicio en California, donde quedó al descubierto que había recibido un yate de 1.8 millones de dólares, un Ferrari de 297 mil dólares, una línea de crédito de 170 mil dólares, y otros pagos por 600 mil dólares.

Moreno fue detenido el 3 de septiembre de 2011 en el Aeropuerto Internacional de Toluca, pero horas después una jueza dictaminó que su captura fue ilegal y lo dejó en libertad, ya que estaba vigente una suspensión.

El 7 de abril de 2012, fue detenido en Hermosillo y encarcelado en el Reclusorio Oriente de la capital del país, de donde salió en libertad provisional el 25 de diciembre de 2012.