Nacional

La muerte de Heidi Mariana: una bala y el Ejército

Heidi, de cuatro años, murió baleada durante una persecución entre militares y criminales en Nuevo Laredo; su familia acusa al Ejército

Reforma

Reforma

viernes, 02 septiembre 2022 | 14:26

Ciudad de México.- Elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) presuntamente mataron de un balazo en la cabeza a Heidi Mariana, una niña de 4 años, en Nuevo Laredo, Tamaulipas. Así narraron familiares el hecho. 

                          

LA PERSECUCIÓN

El suceso ocurrió la noche del miércoles 31 de agosto en la calle 20 de Noviembre, entre González y Doctor Mier, de la Colonia Victoria, en Nuevo Laredo, una zona de alto tránsito vehicular de esta ciudad tamaulipeca.

De acuerdo con fuentes ministeriales, durante una aparente persecución a un vehículo sospechoso que circulaba por la zona, soldados realizaron disparos que impactaron de lleno contra un vehículo en el que viajaba la menor, en compañía de su hermano y su abuela.

                                           

Se trata de Heidi Mariana Pérez Rodríguez, de 4 años y 10 meses, quien iba en un Chevrolet Cobalt modelo 2010 que era conducido por su abuela, Griselda Lizeth, rumbo al IMSS La Bandera, porque a la niña le dolía el estómago.

La abuela, de 43 años, quien resultó herida del hombro derecho, relató que al circular por las calles mencionadas, escuchó sonidos como de cohetes, luego sintió dolor en su cuerpo y se orilló.

                            

'ERAN SOLDADOS DISPARANDO'

El hermano de la niña fallecida, identificado como Kevin, quien tiene 7 años, resultó ileso durante los disparos.

“Al llegar a la Calle 20 de Noviembre para incorporarme a la Doctor Mier, escuché como cohetes. Vi que eran soldados que estaban disparando, me orillé y yo sentí un dolor en mi hombro derecho”, narró la mujer.

“Fue cuando Kevin empezó a decirme que habían matado a su hermanita y me la pasó. Vi que tenía una herida en la cabeza, por lo que inmediatamente y como pude, pasándome semáforos y calles en contra, llegué al hospital”, detalló.

                                                           

YA ESTABA MUERTA

Ahí fue recibida por la madre de Heidi, Cristina Aracely Pérez Rodríguez, de profesión enfermera, quien estaba trabajando en el turno nocturno y quien entró en shock al encontrarse con la abuela, quien a gritos pedía auxilio cargando a la niña bañada en sangre.

La enfermera cargó a su hija y de inmediato la llevó al área de Emergencias, pero ya estaba sin vida, con una herida de bala de entrada por la nuca y con salida por enfrente.

                            

LOS TESTIGOS

Testigos señalaron que en las calles Degollado y González, unidades de la Sedena frenaron y empezaron a disparar pese a que había mucho tráfico.

Refieren que cuadras más adelante, en 20 de Noviembre y González, nuevamente dispararon contra civiles.

Los balazos en contra de la familia fueron directos. El vehículo en el que viajaban presenta dos perforaciones de bala en el vidrio trasero y uno en el parabrisas.

Agentes de la Fiscalía de Tamaulipas y de Tránsito Municipal que realizaron el peritaje y levantaron evidencias de lo ocurrido identificaron a las unidades militares involucradas.

De acuerdo con testimonios de testigos, señalaron que se trata de la unidad Hummer 0919071, así como de las camionetas 0919333 y 0919340, esta última chocada.

                     

LA DENUNCIA 

Por estos hechos, la madre de la menor se presentó en la delegación de la Fiscalía General de Justicia del Estado para levantar cargos en contra de los militares.

                  

ORDENA AMLO INVESTIGAR

 

El Presidente Andrés Manuel López Obrador ordenó investigar la muerte de la niña en Nuevo Laredo.

“Aprovecho para comentar que, en un enfrentamiento del Ejército con una organización del crimen organizado, perdió la vida una niña, esto en Nuevo Laredo. Y ya el Secretario de la Defensa, el General (Luis Crescencio) Sandoval, ordenó de inmediato la investigación“, dijo.

“Y se va a esperar, nada más que ya se resuelva el día de hoy sobre la responsabilidad de quién disparó, de los grupos, si fue de parte del Ejército, porque se está incluso contribuyendo a la investigación”.