Nacional

López Obrador anuncia creación de distribuidora de medicamentos

El presidente detalló que la distribuidora operaría bajo un esquema similar al de empresas refresqueras trasnacionales, producto que se puede encontrar en cualquier parte del país

Excélsior
jueves, 12 septiembre 2019 | 16:37

Hidalgo


Al encabezar el recorrido número 54 por hospitales rurales del IMSS, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, anunció que su gobierno impulsa la creación de una distribuidora de medicinas que garantice el abasto en todo el país.

Desde Ixmiquilpan, Hidalgo, y luego de recorrer el Hospital Rural número 30 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), en ese municipio, en compañía del gobernador Omar Fayad, el presidente de México detalló que la distribuidora operaría bajo un esquema similar al de las empresas refresqueras trasnacionales y de papas fritas, productos que se pueden encontrar en cualquier parte del territorio nacional.

"Y van a llegar las medicinas hasta las comunidades más apartadas, estoy poniendo de ejemplo cómo llega la Coca Cola, cómo llegan las Sabritas, ¿por qué no vamos nosotros a distribuir las medicinas hasta las comunidades más apartadas? Y por cierto, una gente que trabajó en una de estas empresas porque tienen todo un esquema de distribución, nos está ayudando a adquirir la experiencia y poder echar a andar una distribuidora de medicamentos y resolver el problema de los medicamentos" anunció el presidente.

Durante el discurso que pronunció por más de una hora ante el personal médico y de enfermería del nosocomio, López Obrador sostuvo que habrá presupuesto suficiente para asegurar también en las regiones más apartadas la presencia de médicos, especialistas, enfermeras, ambulancias y equipo tecnológico que garantice el derecho a la salud de los mexicanos.

Consideró que puede afirmar lo anterior porque a diferencia del pasado, hoy el presupuesto público tiene una mejor organización y destino, no como cuando, por ejemplo, se gastaron miles de pesos en la compra de rastrillos y moco de gorila para el personal del desaparecido estado mayor presidencial.

Caso en el que por cierto - recordó - se utilizaron facturas falsas y se esgrimió para evitar transparentar el gasto que se trataba de información de seguridad nacional.

"Me estaban fastidiando que faltaban las medicinas, que la austeridad, no sé cuántas cosas más, les dije: ya les voy a contar cómo gastaban y les mostré unas facturas; una vez fueron a un viaje a un país y compraron del estado mayor más de mil rastrillos, sólo que se rasurarán cada media hora" ironizó el presidente al recalcar que la época del derroche y la corrupción ya se terminó.

En ese sentido destacó que la lucha contra la corrupción "sí deja dinero" porque se ahorran recursos y hoy la imagen de nuestro país en el extranjero goza de un mejor prestigio.

"Molesta mucho cuando se tiene la imagen de que México es violencia y corrupción, tenemos que cambiar eso, poco a poco, ahora nos respetan más en el extranjero".

El mandatario aprovechó este momento para referirse a la conversación telefónica que sostuvo con el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, respecto a los migrantes, de quienes dijo "siempre tendrán nuestro apoyo ".

Además, reconoció que en la charla con Trump cometió un olvido relativo a la venta del avión presidencial.

"No es cualquier avión, no lo tiene - con todo respeto - el presidente con el que hablé ayer por teléfono, Donald Trump, se me pasó decirle si lo quería, se lo vendía", expresó al reiterar que sus recorridos seguirán siendo a ras de tierra y en aerolíneas comerciales.

Poco antes de concluir su intervención, el presidente reconoció la colaboración del gobernador de Hidalgo, Omar Fayad, con el gobierno federal.