Nacional

No hay plan B, el Tren Maya debe operar a finales del 2023: López Obrador

El presidente sostuvo que la obra registra avances importancias en sus distintos tramos; el gobernador de QRoo, Carlos Joaquín, destaca la importancia para conectar la zona maya

Excelsior

Excélsior

miércoles, 17 noviembre 2021 | 08:52

Ciudad de México.- El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que “no hay plan B” en lo que se refiere al Tren Maya, por lo que se comprometió a este transporte comenzará a operar a finales de año 2023, como se tiene planeado.

Durante su conferencia matutina desde Quintana Roo, el presidente destacó los avances que existen en las obras de este transporte, el cual contará con mil 524 kilómetros de vías férreas, las cuales pasarán por Quintana Roo, Campeche, Chiapas, Tabasco y Yucatán.

"Lleva buen avance en todos sus tramos. Requiere de mucho trabajo, por eso estamos evaluando constantemente, hay que tomar en consideración que se tratan de mil 500 kilómetros. No hay plan B, vamos a terminar, a finales del 2023 debe operar todo el Tren Maya”, sostuvo.

López Obrador destacó los trabajos que se realizan en cinco grandes tramos del Tren Maya, obra que, en general, registra avances importantes y sin mayores contratiempos.

Explicó que en el tramo de Palenque a Escárcega tiene buen avance en la construcción del terraplén, en obras hidráulicas e incluso se tiene una fábrica de durmientes; en lo que respecta al tramo de Escárcega a Calkiní, “también va avanzando, las empresas están actuando con responsabilidad”.

El tramo de Kalkiní a Izamal, que ayer sobrevoló, no registra contratiempos; mientras que el tramo 4 “va muy avanzado”, que va de Izamal a Cancún contempla cinco estaciones.

Respecto al tramo 5 —que una parte de la construcción corresponde a la Secretaría de la Defensa Construirlo, y el otro a Grupo México—, el presidente precisó que ha sido más complejo por los derechos de vía, pero pese a ello descartó retrasos.

"En este tramo, aunque es menos distancia hay más complejidad porque es más difícil obtener el derecho de vía, se están analizando dos opciones: una que vaya a ras de tierra el tren, de la carretera de la Riviera Maya hacia adentro y la otra el derecho de vía de la carretera nada más que hacia arriba, un viaducto, un segundo piso. Se está analizando la mejor opción, pero no tenemos realmente ningún obstáculo para la obra”, dijo.

En torno a los tramos 5 y 6 dijo que estarán a cargo de los ingenieros militares, quienes luego de terminar la construcción del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles se trasladarán a la Riviera para trabajar en estas partes de la ruta del Tren Maya.

Por su parte, el gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González, destacó que se trabaja en conjunto con las distintas dependencias para atender los derechos de vía, las construcciones de las distintas estaciones de los tramos 4, 5, 6 y 7.

Sostuvo que el Tren Maya será de suma importancia para el traslado no sólo de turistas, sino de los mismos trabajadores de la entidad, gracias a la conectividad de la zona maya.

“Será importante tener unida a toda la zona maya,  siempre había sido una necesidad el conectar los distintos sitios que la cultura maya tiene en la región y seguramente con el tren podemos tener esta situación que dará fuerza al mundo maya”, afirmó.

 Los ocho tramos del Tren Maya

  • Tramo 1: Palenque – Escárcega (228 km aprox). 
  • Tramo 2: Escárcega – Calkiní (235 km aprox.)
  • Tramo 3: Calkiní – Izamal (172 km aprox.)
  • Tramo 4: Izamal – Cancún (257 km aprox.)
  • Tramo 5 Norte: Cancún – Playa del Carmen (49.8 km aprox.)
  • Tramo 5 Sur: Playa del Carmen – Tulum (60.3 km aprox.)
  • Tramo 6: Tulum – Bacalar (254 km aprox.)
  • Tramo 7: Bacalar – Escárcega (287 km aprox.)