Nacional

‘Quiere la gente amarrar vuelos’: empleada de Aeroméxico

Usuarios de AICM vivieron horas de incertidumbre ante la cancelación o retraso de viajes nacionales e internacionales

Diego Bonilla / Agencia Reforma / Pasajeros varados en el AICM

Benito Jiménez / Agencia Reforma

domingo, 09 enero 2022 | 05:00

Ciudad de México.— Por tercer día consecutivo el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) fue abarrotado por usuarios que vivieron horas de incertidumbre ante la cancelación o retraso de vuelos nacionales e internacionales. 

El contagio de Covid-19 de pilotos y sobrecargos de diversas aerolíneas provocó ayer la modificación de al menos 80 vuelos, 61 de ellos de Aeroméxico y el resto, principalmente, de Volaris y Viva Aerobús. 

A su vez, los cambios en los itinerarios ocasionaron que cientos de pasajeros llegaran hasta cinco horas antes de su salida para documentar y con ello “asegurar” sus traslados. 

“La gente está desesperada por amarrar su vuelo y quiere meter el equipaje en el avión como una manera de asegurar su vuelo, eso es lo que está pasando”, dijo una empleada de Aeroméxico.

Las largas filas fueron el tópico durante todo el día, principalmente en la Terminal 2, donde la gente también buscaba comprar vuelos alternos y exigía el reembolso de sus boletos. 

Asimismo, el constante voceo de empleados de Aeroméxico, mediante bocinas portátiles, sobre la suspensión o demora de vuelos en los pasillos de la terminal, ocasionó el malestar y la desesperación de los usuarios, quienes no dejaban de preguntar sobre la situación de sus destinos. 

“Revisen la información de sus vuelos en el sitio de la aerolínea o vía telefónica, la atención personalizada está saturada, por favor, y no se aglomeren, guarden sana distancia”, gritó un nervioso empleado de la aerolínea. 

Los pasajeros lanzaron reclamos y hasta insultos por la falta de información de esa y otras compañías que reportaron cambios en los viajes programados.  

“Ese es su problema, yo adquiero un servicio y me cumplen, y de que vuelo, vuelo”, exigió el señor Armando Sánchez, quien tenía que viajar con su familia a Hermosillo a las 8:45 am en el vuelo 712 de Aeroméxico. 

Aunque en las pantallas del AICM sobre el estatus de los itinerarios no se anunciaba ninguna cancelación entre las 9:45 y las 15:36 horas, los usuarios tenían la necesidad de conocer la situación de sus vuelos. 

“Estamos viendo que hay una cadena de contagios y por eso venimos temprano al aeropuerto, para documentar y ver que no se cancele nuestro vuelo, en realidad salimos hasta las 15:35 a Montreal”, dijo Esteban Torres, quien viaja en el vuelo 635 de Aeroméxico a ese destino y que está marcado como “a tiempo”.  

Así, mientas los mostradores de las aerolíneas para documentar lucían a tope, el paso a las salas de última espera lució sin contratiempos. 

Los afectados

Aeroméxico informó que de los 492 vuelos programados para ayer, 61 tuvieron que ser modificados, es decir, fueron cancelados o demorados. 

De ellos, siete estaban programados para volar de Chicago, Bogotá, Vancouver, Madrid, Denver y San Francisco a la Ciudad de México.

En tanto, los vuelos nacionales afectados fueron a Mexicali, Tijuana, Cancún, Villahermosa, Mérida, Monterrey, San Francisco, Puerto Vallarta, Ciudad Juárez, Denver, Hermosillo y Guadalajara, así como de esos destinos a la Ciudad de México, detalló la compañía aérea en su página oficial. 

Asimismo, Volaris canceló el vuelo 736 a Guadalajara y demoró el 964 a San Antonio, el 804 a Chihuahua, el 815 a Tijuana, el 130 a Puerto Escondido, así como el 700 y el 708 a Cancún.

Viva Aerobús canceló el 132 a La Habana y demoró el 1422 a Veracruz, el 1180 a Puerto Escondido, el 1166 a Puerto Vallarta, el 1124 a Monterrey, el 1020, 1032 y el 1034 a Cancún, el 1092 a Huatulco, el 1104 a Mérida, el 1130 a Monterrey, el 1062 a Guadalajara y el 1444 a Tampico.

Aeromar demoró el 465 a Colima, el 140 a Tepic y el 425 a Zihuatanejo.

En cuanto a las aerolíneas internacionales, American Airlines registró la demora del vuelo 1498 a Miami y el 828 a Charlotte, Delta el 645 a Detroit, y otro con destino a Atlanta.  

Además United Airlines demoró el 1085 Houston y el 474 a Chicago, en tanto que Copa Airlines demoró  el vuelo 195 a Panamá.

Entre el 5 y el 7 de enero el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) contabilizó 98 vuelos cancelados por el contagio de sobrecargos y pilotos. 

El 5 de enero, Aeroméxico reportó 12 vuelos suspendidos, el 6 de enero la misma aerolínea registró 17 vuelos y el pasado viernes canceló 60 vuelos, de acuerdo con información del AICM.

El viernes, la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores confirmó 87 pilotos contagiados, de los cuales 69 son de Aeroméxico, 14 de Aeroméxico Connect y 4 de Aeromar.

Mientras que el jueves, la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación dijo que 140 sobrecargos estaban enfermos.