Opinion

- Los tianguistas sólo quieren trabajar

- Secretarios, más incompetentes que nunca - Las despensas de cuatro naranjas y tres manzanas - Guerrero Elías, nuevo alfil del panismo

GPS/ Columna

sábado, 14 noviembre 2020 | 05:25

La toma de Palacio de Gobierno por parte de tianguistas, aunado al cierre de vialidades que encabezaron durante dos horas, ratifica la descomposición e ineficacia gubernamental para resolver problemas sociales y conservar el estado de derecho.

Ayer fueron testigos los habitantes de esta ciudad de una manifestación inusual. La encabezaron ciudadanos con ingresos bajos (tianguistas de colonias) que a su vez brindan servicio a otro sector, con igual o peor condición económica (sus compradores o clientes).

Fue acompañada la protesta con escenas de drama de cientos de madres de familia solteras o viudas que subsisten de la venta de artículos de segunda mano.

Fueron vistos niños que no tendrán regalos de Navidad sencillamente porque sus padres no tienen ahora posibilidad ni de llevar el sustento a sus hogares, a causa de un gobierno insensible.

No es nueva la exigencia para que se les permita laborar; desde antes del inicio del decreto de restricción buscaron audiencia con Javier Corral para plantear la grave situación que viven con el cierre y buscar algunas opciones de salida.

La paradoja es que el gobernador no los pudo atender porque en su despacho permaneció en plena grilla con quienes muy pronto buscarán el voto de los propios tianguistas para saltar a otros cargos: la priista Graciela Ortiz; con los panistas Miguel Riggs, Miguel Latorre, Roberto Lara; su compadre el exsecretario de gobierno, César Jáuregui y con el diputado local, Jesús Velázquez.

En su lugar, Corral mandó al remedo de apagafuegos: el Director de Gobierno, Joel Gallegos quien nuevamente se anotó una negociación fallida que derivó casi en un estallido social.

Los tianguistas ya habían acudido numerosas veces en son de paz; las primeras veces Gallegos se comprometió a un apoyo semanal, que nunca cumplió.

Las personas que dependen de la venta de ropa o artículos usados, se han mostrado decepcionadas por el gobierno del estado que se limita a promesas, dejándolos en el desamparo.

La manifestación de ayer que originó un importante caos vial es sólo la punta del icberg de las acciones que tomarán los trabajadores de este sector si no hay una respuesta pronta a sus demandas.

No pueden sobrevivir al Covid y morir de hambre.

***

La actitud deshumanizada del aparato gubernamental ante la actual crisis de salud y economía no sólo es evidente en dichas esferas; lo vemos más marcado en Desarrollo Social con una inoperancia que da miedo o en Desarrollo Rural, área atenida al100 por ciento del dinero que mande o no la Federación.

Sin embargo, un ejemplo de especial  inoperancia es lo que ocurre en la Comisión Estatal para los Pueblos Indígenas, al mando de María Teresa Guerrero.

Cuando inició la pandemia, la misma funcionaria hizo énfasis en que se iba a apoyar a numerosos artesanos en la distribución y promoción de sus productos, cosa que quedó en puro discurso.

Hoy por hoy, el comercio de productos o artesanías con las ciudades es de gran ayuda para la baja y alta Tarahumara afectada por la falta de lluvias y por ende del faltante de en la producción de unas 20 mil toneladas de comida, problemática que evidentemente derivará o está derivando de una crisis alimentaria.

Por ejemplo, los artesanos de Bocoyna y alrededores se encuentran sin respaldo, lo que ha movido a un empresario originario de La Junta, en tomar cartas en el asunto.

Javier Terrazas Gil, empresario dedicado a la fabricación de artículos funerarios y originarios del municipio de Guerrero, inició una capacitación para incentivar la economía de artesanos del municipio de Bocoyna, con el objetivo de que se distribuyan urnas de barro, madera y cantera, cien por ciento artesanales.

Como el hambre no espera, nos reportan, Terrazas hizo mancuerna con el presidente de la Asociación de Propietarios de Funerarias del estado de Chihuahua, César Cruz Caballero, quien se mostró dispuesto a apoyar el proyecto que tiene como objetivo la venta de dichos productos artesanales en Chihuahua.

***

De tacaño no bajaron al alcalde de Satevó, Adrián Durán Mendoza, quien repartió, increíble, ¡cuatro naranjas y tres manzanas! a algunos habitantes con tal de tomarse la foto, en pos de mostrarse como “el gran apoyador de los pobres”.

En las redes sociales lo presumió como un gran apoyo, “y más en ésta época, cuando se requiere del consumo de vitamina c”.

Como sucede en estos casos, no tardaron los inconformes en comentar respecto a que debe cuidarse que estos raquíticos apoyos no aparezcan como carísimas despensas, al momento de reportar gastos.

No es mentira que Satevó un pueblo que no sobrepasa los 500 habitantes, es castigado reiteradamente por el presupuesto estatal y no genera una millonada de recursos propios, pero nadie pone en tela de juicio que sí hay dinero, aunque sea para una buena despensa por familia.

Quizá la entrega por si misma de la fruta, que en el mercado cuesta unos 20 pesos en su conjunto no hubiera hecho tanto ruido, si lo fue que el edil lo presumiera. Satevó una comunidad donde el Covid ha dado cierta tregua con sólo 4 contagios.

***

Quien “se cayó para arriba” fue Miguel Guerrero Elías, el empresario que fue reemplazado esta semana de la dirección de la Desarrollo Económico de Chihuahua Desec, pues ahora se le menciona como principal alfil en la candidatura para gobernador,  por si la elección interna del PAN se pone color de hormiga.

Los enterados del tema nos dicen que Miguel Guerrero, aunque no sería, en lo inmediato, un aspirante muy popular, -aunado a que sería difícil que con una campaña se diera baños de pueblo y la gente lo adoptara como su gallo-, sí podría representar un aspirante fuerte por el tema de los dineros y el poder que ejerce el sector empresarial en la entidad.

Lo malo del tema, es que Corral, como lo publicamos en portada del viernes, ha establecido un dique con el 80 por ciento de los empresarios de Chihuahua, y aparecen sus favoritos, como lo es el mismo Samuel Kalisch, que ha estado en las reuniones más importantes en el despacho del gobernador, incluso junto a exgobernadores.

Durante una reunión que sostuvieron el pasado jueves por la tarde con funcionarios de Economía, donde a decir de los empresarios no salieron muchas expectativas, mientras en Palacio de Gobierno se cocinaba algo muy íntimo entre Corral y el grupo selecto de empresarios.

Ya veremos en próximas fechas si alguno salta como ficha fuerte de Palacio. La duda es si el resto de ese gremio le daría el apoyo, pues de que hay niveles hasta entre ellos, los hay.